asesorías jurídicas inteligencia artificial justicia online derecho

La transformación digital de las asesorías jurídicas de empresa pasa por una fase de incertidumbre. La encuesta ‘Legal departments in a digital era’ (‘Asesorías jurídicas en la era digital’), realizada por Wolters Kluwer y la Asociación Europea de Abogados de Empresa (ECLA), concluye que una parte considerable de las asesorías jurídicas de toda Europa reconoce la necesidad de mejorar múltiples aspectos de la organización, los procesos y la gestión de los departamentos legales. Sin embargo, al evaluar los niveles de madurez y determinar las necesidades de mejora más urgentes, se hace evidente que, aunque en las empresas europeas las asesorías jurídicas han comenzado a emprender el camino de la transformación digital, es necesario hacer más, y hacerlo más rápido.

En el actual contexto de crisis mundial, la urgencia se hace aún más evidente: la «nueva normalidad» obliga a los departamentos legales corporativos a ganar madurez operativa con el apoyo de herramientas digitales que permitan dar soporte desde el área legal al crecimiento del negocio y controlar al mismo tiempo los riesgos en este ámbito.

«Como históricamente los departamentos jurídicos de empresa funcionan desde la perspectiva de no cambiar nunca un sistema en funcionamiento, la asunción del nuevo enfoque está aún en la fase inicial. Sin embargo, como muestra esta encuesta, el entusiasmo en toda Europa es grande y los abogados de empresa prevén cambios considerables en la forma de prestar sus servicios jurídicos», explica Jonathan Marsh, presidente de la Asociación Europea de Abogados (ECLA) y general counsel internacional del grupo Total.

Una parte de las asesorías jurídicas de Europa reconoce la necesidad de mejorar múltiples aspectos de la organización, los procesos y la gestión de los departamentos legales

La encuesta ‘Legal departments in a digital era’ incluye entrevistas cuantitativas con aproximadamente 400 abogados de empresas de cinco países europeos: Alemania, Holanda, Francia, España y Bélgica, para examinar cómo han progresado los departamentos jurídicos en cuanto a su transformación digital y cuáles son los principales obstáculos a los que se enfrentan actualmente. La encuesta se centró en la posición que ocupan los departamentos legales en la organización de una empresa, sus prioridades, estrategias digitales, organización y presupuesto, y su experiencia práctica con la tecnología jurídica.

Entre las principales conclusiones de la encuesta destacamos las siguientes:

  • Posicionamiento: el 76% de las asesorías jurídicas de toda Europa están plenamente integradas en la organización, mientras que el 24% actúan como bufetes de abogados externos dentro de sus respectivas organizaciones.
  • Prioridades actuales: se han mejorado ya los instrumentos de colaboración en el 47% de las asesorías jurídicas europeos, seguido de la gestión de documentos, con un 35%, y la demostración del valor que aporta a la empresa el departamento legal, con un 34%. Se prevé que la estructuración de los procesos y la gestión de la información se mejoren en casi la mitad de los departamentos jurídicos.
  • Estrategias digitales: el 47% de los departamentos legales de Europa ya han establecido una estrategia digital, y un 20% adicional la está considerando actualmente. Sin embargo, sólo el 33% de las estrategias digitales tienen objetivos específicos y un calendario para alcanzar objetivos definidos.
  • Presupuestos digitales: a pesar de que el 67% de las asesorías jurídicas están trabajando con estrategias digitales, sólo el 33% de esas estrategias tienen un presupuesto establecido. Los presupuestos varían significativamente, pero la mayoría de los departamentos jurídicos que tienen un presupuesto establecido operan actualmente con presupuestos de hasta 100.000 euros.
  • Tecnología jurídica en uso: el 60% de las asesorías jurídicas ya han mejorado sus repositorios de datos compartidos. Las herramientas de gestión de la privacidad de los datos están actualmente implementadas en el 33% de los departamentos jurídicos de toda Europa. Se espera que las soluciones de tecnología jurídica como la gestión del ciclo de vida de los contratos, la gestión de la privacidad de los datos, la gestión de asuntos jurídicos, la firma electrónica y la gestión del gasto jurídico experimenten una adopción acelerada en los próximos 5 años.

«La encuesta indica la necesidad de tener una estrategia digital clara y un plan de implementación para cada asesoría jurídica. La selección, introducción y utilización exitosa de la tecnología depende en gran medida de la comprensión óptima de las actividades jurídicas en cada compañía. Sólo cuando la estrategia digital está alineada con la estrategia general e impulsada por las prioridades del departamento jurídico, se puede maximizar el valor de los resultados. La tecnología puede ayudar aún más a los departamentos jurídicos en estos tiempos difíciles», explica Giulietta Lemmi, directora general de la unidad de Software Legal mundial de Wolters Kluwer Legal & Regulatory.

Fuerte apoyo al abogado del mañana

El Informe ‘Legal departments in a digital era’ también analiza de dónde procede el impulso a la estrategia digital dentro de la organización. Todos los ámbitos de la empresa respaldan la transformación digital de la asesoría jurídica: desde el comité de dirección y la propia asesoría interna, hasta los departamentos de IT. Las expectativas son grandes: el 63% de los participantes encuestados prevén que en los próximos cinco años entre el 40% y el 80% de su trabajo diario incorporará tecnología legal.

Además de los resultados de la encuesta, el Informe incluye también las opiniones de relevantes expertos de la industria jurídica de las cinco regiones europeas analizadas.

Puedes descargar el Informe ‘Legal departments in a digital era AQUÍ.