La utilización de equipos individuales para los usuarios y servidores dedicados conlleva un desaprovechamiento del potencial del hardware. Aparte, tener todo el entorno sin una gestión centralizada, lo único que hace es multiplicar los costes de implementación y mantenimiento. Por ello, se convierte en un problema para el departamento encargado en la instalación y conservación del material informático, ya que pierden mucho tiempo en realizar dichas tareas.

Gracias a la Virtualización, tanto de escritorio como de servidor, permite tener en una sola máquina una infraestructura completamente dimensionada a la necesidad real y,  de este modo, aprovechar todo el potencial del hardware.


Además, su arquitectura facilita la administración de los sistemas de una manera centralizada y refuerza la fiabilidad y la seguridad de la información, lo que reduce de manera considerable los costes informáticos. Es más, el tener las aplicaciones y los datos que los usuarios necesitan centralizados, permitirá  que puedan acceder a ellas haciendo un aprovechamiento mayor de los recursos con una fiabilidad y disponibilidad superior al modo tradicional.


Otro punto que creo muy importante, es que la Virtualización ofrece a los usuarios disfrutar de la misma experiencia de ofimática tradicional tal y como con su máquina personal, incluso ver el contenido multimedia con un cliente ligero, que tiene una fácil configuración y mantenimiento. Las vulnerabilidades no repercuten al servidor central,  y tampoco al sistema.


¿Qué beneficios puede encontrar con esta solución las Pymes?  Básicamente 3 puntos básicos: Alta disponibilidad, porque la realización de una inversión adecuada del servidor central nos permite tener un entono para todas las maquinas escritorio/servidores con alta disponibilidad, y por tanto no tener discontinuidad en el negocio; Datos Centralizados, ya que ofrece un mayor control de las aplicaciones distribuidas en los equipos informáticos porque las instalaciones y  configuraciones sólo se realizan en el servidor central. Al igual que los datos que se encuentran almacenadas en un punto único; Y por último, Ahorro de Costes, principalmente porque al tener un hardware dimensionado a la necesidad real, así como poder actuar en las incidencias en un punto único, nos permite tener un importante ahorro de costes, tanto en el hardware como en el gasto dedicado al departamento informático.


En resumen, permite a las pymes que opten por una solución de Virtualización, tener mayor control de los datos al tenerlos centralizados. Además, la experiencia del usuario no se ve afectada, debido a que es igual que un sistema tradicional con un ordenador personal para cada empleado.