iaas365 hor
iaas365 hor

Hoy en día, las prioridades de los responsables de IT respecto al modelo de CPD ideal han cambiado y la gran mayoría cuenta en su estrategia con planes para pasar de un data center tradicional a otro basado en cloud, y más en concreto, en Cloud Híbrida. Cabría preguntarse por qué este modelo de nube y no la pública o la privada. Y la respuesta la encontramos en que uno de los principales deseos existentes hoy entre los profesionales de IT es la interoperabilidad en la nube de las aplicaciones, que pueda realizarse de forma ágil y sencilla y, la gestión unificada de las operaciones, sin dejar de equilibrar los requisitos de seguridad y rendimiento. Todo ello, define por defecto a la Cloud Híbrida.

Publicidad

Los procesos de transformación digital de las empresas deben permitirles avanzar a diferentes velocidades, ya que no todas las aplicaciones llegarán a la vez a estar preparadas para moverse a un modelo cloud. Esta es la situación en la que muchas empresas se encuentran hoy en día y lo que necesitan no es dividir el problema, si no encontrar un compañero de viaje que les permita evolucionar a su ritmo y de forma coordinada y gobernada. En esta versatilidad está el don de ser de IaaS365. Nos hemos especializamos en ser un facilitador de la adopción del Cloud, explotando y, sobre todo, dando servicio en el modelo de Nube Híbrida.

En la versatilidad está el don de ser de IaaS365

Actualmente contamos con dos data centers de proximidad cuyos beneficios, sin entrar en detalle, pasan por la parte de latencia, la velocidad de entrega, la capacidad de mezclar infraestructuras y seguir amortizando inversiones hardware que no hayan finalizado su ciclo sin que eso se convierta en un stopper para evolucionar al cloud, … En su diseño hemos trabajado sobre la base de un modelo adaptativo y flexible, mucho más en línea con las necesidades reales de las compañías que los modelos cerrados y acotados de los proveedores de nube pública.

Lo que más caracteriza a nuestro modelo cloud es que el valor se sitúa en la orientación a resultados. Se trata de hablar de lo que queremos conseguir, no tanto de lo que necesitamos comprar. Además, somos “Bimodal IT ready”, lo que nos permite satisfacer desde una única perspectiva de inversión y gobierno, tanto las necesidades sensibles a disponibilidad/continuidad, como las sensibles a time to market (Agile).

En definitiva, en este modelo el centro de datos pasa a entenderse como un servicio y no se impone un criterio de entrada: el viaje y las paradas hacia la nube las marca cada cliente. Al final, como proveedores partimos de entender las características y casuísticas del punto de salida de cada empresa, como pueden ser el negocio que tiene, cómo lo atiende, qué procesos son core para ellos, cómo lo están articulando con su actual infraestructura IT, … Y a partir de ahí empezamos a desarrollar una solución ad hoc. No todas las compañías necesitan los mismos niveles de resiliencia, ni los mismos recursos de computación. Pero lo que sí demandan todas es que el tiempo de despliegue sea mínimo, la optimización de los costes, la adaptabilidad a sus necesidades concretas y la flexibilidad de las inversiones para alcanzar el éxito.

Y en este viaje al cloud, nuestro modelo es además fiable y seguro, ya que está basado en sistemas avanzados de automatización y orquestación de seguridad, que tienen la misión de ayudar a simplificar y estandarizar los procesos de TI, reducir los costes operativos y mejorar el time to market. La eliminación de los procesos manuales y el uso de sistemas automatizados proporcionan a las empresas la capacidad de identificar las amenazas más rápidamente, lo que permite protegerse, incluso, antes de que se materialicen.