madurez digital industria digitalizacion sector industrial

Trend Micro ha publicado una investigación en la que describe cómo los hackers avanzados podrían aprovechar nuevos vectores de ataque no convencionales para sabotear los entornos de fabricación inteligente.

Para este informe, Trend Micro Research ha trabajado con el Politecnico di Milano en su laboratorio de Industria 4.0, que alberga equipos de fabricación reales de los líderes del sector, para demostrar cómo los agentes de amenazas maliciosas pueden explotar las características y los fallos de seguridad existentes en los entornos de IoT Industrial (IIoT) para el espionaje con beneficios económicos.

Es probable que los atacantes avanzados desarrollen ataques específicos de Tecnología Operativa (OT) contra la Industria 4.0

“Los ciberataques de fabricación anteriores han utilizado malware tradicional que se puede detener mediante la protección regular de la red y los endpoints. Sin embargo, es probable que los atacantes avanzados desarrollen ataques específicos de Tecnología Operativa (OT) diseñados para pasar desapercibidos», comenta Bill Malik, vicepresidente de estrategia de infraestructura de Trend Micro. “Como muestra nuestra investigación, ahora hay múltiples vectores expuestos a tales amenazas, lo que podría provocar importantes daños económicos y de reputación para las empresas de la Industria 4.0. La respuesta es una seguridad específica para IIoT diseñada para erradicar las amenazas sofisticadas y específicas».

«El Politecnico di Milano está plenamente comprometido con el apoyo a la Industria 4.0 para abordar aspectos cruciales relacionados con la seguridad y la fiabilidad de los controles automatizados y avanzados, especialmente a medida que adquieren relevancia en todos los sectores de producción y tienen un impacto cada vez mayor en los negocios», señalan Giacomo Tavola, profesor asociado en Diseño y Gestión de Sistemas de Producción, y Stefano Zanero, profesor asociado en Temas Avanzados de Ciberseguridad del Politécnico de Milán.

Los equipos críticos de fabricación inteligente se basan principalmente en sistemas patentados, sin embargo, estas máquinas tienen la potencia informática de los sistemas de TI tradicionales. Son capaces de mucho más que el propósito para el cual están desplegados, y los atacantes pueden explotar este poder. Las computadoras usan principalmente lenguajes propietarios para comunicarse, pero al igual que con las amenazas de TI, los lenguajes se pueden utilizar para ingresar código malicioso, atravesar la red o robar información confidencial sin ser detectados.

Aunque los sistemas de fabricación inteligente están diseñados y desplegados para estar aislados, este aislamiento se está erosionando a medida que convergen TI y OT. Debido a la separación prevista, existe una gran confianza depositada en los sistemas y, por tanto, muy pocas verificaciones de integridad para evitar actividades maliciosas.

Los sistemas y máquinas que podrían aprovecharse incluyen el sistema de ejecución de fabricación (MES), las interfaces hombre-máquina (HMI) y los dispositivos IIoT personalizables. Estos son potenciales eslabones débiles en la cadena de seguridad y podrían ser explotados de tal manera que dañen los bienes producidos, causen fallos de funcionamiento o alteren los flujos de trabajo para fabricar productos defectuosos.