virtualización de escritorio
virtualización de escritorio

Al abordar su transformación digital, las organizaciones se enfrentan a un desafío importante y a una enorme oportunidad para evolucionar su negocio y transformar la vida laboral de sus empleados. Si quieren sobrevivir, estas organizaciones deben adaptar sus procesos para garantizar que su negocio crece, se abordan nuevos mercados y se adaptan a clientes más exigentes bajo marcos normativos cada vez más estrictos. Todo ello mientras mejora la experiencia de una fuerza de trabajo donde la movilidad se impone cada vez más.

Para hacer frente a estos desafíos, muchas empresas optan por la virtualización de escritorio. Con la incorporación de una gama de dispositivos y con las medidas de seguridad correctas, la tecnología VDI es la base fundamental que las organizaciones requieren para dar sus primeros pasos en la nueva era digital.

Virtual Desktop Infrastructure (VDI) es una tecnología madura pero a menudo infrautilizada, que ayuda a abordar la transformación digital. Usa la misma tecnología de virtualización que muchas organizaciones ya han implementado para optimizar la capacidad del servidor en sus centros de datos y está en uso en organizaciones de todo el mundo, desde pequeños negocios hasta empresas multinacionales.

Con la virtualización de escritorio se benefician de economías de escala a la vez que se mantiene la misma experiencia de usuario que con un PC

El desarrollo de productos y servicios innovadores requerirá nuevos enfoques de TI que a su vez necesitarán nuevas plataformas y herramientas. Pero las empresas deben seguir funcionando mientras se llevan a cabo estas nuevas iniciativas. En resumen, los recursos necesitan ser optimizados, lo que significa que la infraestructura y los procesos existentes deben ser más eficientes.

Con la virtualización de escritorio se benefician de economías de escala a la vez que se mantiene la misma experiencia de usuario que con un PC, con el que los usuarios están familiarizados. Por ejemplo, en lugar de instalar una nueva versión de una aplicación en cada dispositivo, la virtualización de escritorio permite hacer esta instalación solamente una vez, y la aplicación recién instalada se ejecutará sin problemas la próxima vez que el usuario inicie sesión. Además, cualquier problema experimentado por el usuario puede ser investigado y resuelto de forma centralizada.

La seguridad es el segundo pilar de la transformación digital en el puesto de trabajo. Las empresas deberían considerar una estrategia de virtualización de escritorio que les permita administrar los datos de forma centralizada, segura y flexible, clave para adaptarse al nuevo marco normativo GDPR de próxima aplicación. Así obtienen una visibilidad de 360 ​​grados sobre sus datos y evalúan y detectan más fácilmente las amenazas de seguridad a medida que surgen. Además, dado que la seguridad del punto final se ubica entre el escritorio/lugar de trabajo y los equipos de red, la implementación de tecnologías VDI podría ayudar a cerrar esa brecha de seguridad.