El trabajo híbrido modifica las prioridades de los equipos de TI
Empresas de todos los tamaños y sectores están reconfigurando sus planes y operaciones de TI para sumarse a las principales transiciones digitales, incluyendo la adopción de modelos de trabajo híbrido: desde casa, en la oficina o en cualquier lugar.
En este aspecto, Cisco ha anunciado importantes innovaciones para ayudar a las organizaciones a realizar esta transición con éxito y lograr mejores experiencias de usuario, lugares de trabajo inteligentes y sostenibles y despliegues de IoT con mayor agilidad.
Las innovadoras soluciones de redes inalámbricas anunciadas, junto con los nuevos switches Catalyst equipados con Silicon One, impulsarán esta transición permitiendo la productividad, la resiliencia y la agilidad mediante la conexión de todos y todo desde cualquier lugar”, destaca Todd Nightingale, Vicepresidente Ejecutivo y Director General de Redes Empresariales y Cloud en Cisco.

Innovaciones para el trabajo híbrido 

El éxito del trabajo híbrido no reside sólo en soportar una fuerza de trabajo remota. Conectar a más personas y más dispositivos en más lugares implica conexiones inalámbricas omnipresentes, mayor resiliencia de la red y una seguridad de confianza cero para ofrecer la mejor experiencia en todo momento, sin interrupciones.

Cisco facilita la adopción exitosa del trabajo híbrido

Entre las innovaciones de acceso y redes inalámbricas anunciadas, se incluyen:
  • Wi-Fi 6E (Catalyst 9136 y Meraki MR57). La tecnología Wi-Fi 6E amplía la capacidad para superar el rendimiento del Gigabit. Los nuevos productos Cisco Wi-Fi 6E de los porfolios Catalyst y Meraki constituyen los primeros puntos de acceso 6E de gama alta del sector diseñados para los entornos empresariales híbridos más exigentes.
  • Cisco Private 5G. El servicio gestionado Private 5G de Cisco, ofrecido a través de partners tecnológicos y proveedores de servicios globales, proporciona una experiencia inalámbrica sencilla de iniciar, intuitiva de operar y de confianza para la adopción del trabajo híbrido y el IoT.
  • Switches Catalyst 9000X: Los nuevos modelos Catalyst 9000X ofrecen una red troncal con la velocidad, el ancho de banda y la escalabilidad necesarias para acceder a capacidades 100G/400G y facilitar la transición al trabajo híbrido en el campus y la ampliación de las sucursales con eficiencia energética y seguridad ‘zero trust’.
  • Cisco Silicon One para la familia Catalyst. Cisco Silicon One, procesador originalmente desplegado en redes de proveedores de servicios y grandes compañías web, traslada ahora sus capacidades y flexibilidad de programación a las redes empresariales. Los nuevos switches Catalyst de las Series 9500X y 9600X están equipados con Cisco Silicon One Q200.

 

>