Visa ha presentado sus predicciones sobre las tendencias en los pagos digitales para 2021. Entre ellos se encuentran el Tap to Phone y la modalidad “Compra ahora, paga después”. 

Y es que, este año, la mayoría de las empresas se han visto obligadas a acelerar sus planes migratorios hacia la digitalización, donde las transacciones no presenciales basadas en el eCommerce han ido en aumento, al igual que el pago en los comercios con tarjetas contactless y códigos QR.

3 tendencias de Visa para 2021 sobre los pagos digitales 

  • Los pagos digitales mantendrán la tendencia de crecimiento: La Covid-19 ha acelerado la adopción de los pagos digitales entre los consumidores y por parte de los comercios, una tendencia que ya estaba en marcha en España. Como resultado, y según un estudio publicado por Visa, los españoles encuestados han reducido un 45% el uso de efectivo en comercios y han incrementado un 45% los pagos contactless. Desde Visa consideramos que estos cambios han llegado para quedarse y en los próximos meses esperamos un mayor despliegue de los pagos a través del móvil y las Wallet digitales en España, donde esperamos que tengan un crecimiento aproximado del 11-12%. 
  • Tap to Phone acompañará el crecimiento de los pagos contactless en comercios: A medida que los pagos contactless se están convirtiendo en el método de pago preferido para 2 de cada 3 europeos, desde Visa vamos a continuar impulsando la tecnología Tap to Phone, que permite a las pequeñas empresas aceptar pagos contactless sin necesidad de contar con un terminal de aceptación de pagos (TPV), ya que convierte sus smartphones habilitados para NFC en terminales de punto de venta contactless y sin necesidad de hardware adicional.

Visa ha presentado sus predicciones sobre las tendencias en los pagos digitales para 2021

Actualmente es una tendencia incipiente, pero prevemos que 2021/2022 será un periodo clave en la expansión de esta tecnología, que acompañará el crecimiento del contactless.

  • El ‘Compra ahora, paga después’ ha llegado para quedarse. Aunque todavía es algo novedoso en España, es una tendencia que se espera que poco a poco vaya ganando mayor popularidad en nuestro país. El incremento en los pagos digitales y en el uso del ecommerce (+52%) en los últimos meses, ha impulsado que los consumidores demanden mayor velocidad, flexibilidad y conveniencia en la forma en la que realizan sus pagos. En este contexto, desde Visa actualmente estamos llevando a cabo diversos programas piloto con algunos socios en Estados Unidos con el objetivo de incorporar nuevas formas de pago más flexibles, ayudando a comercios y consumidores a pagar y ser pagados de la mejor forma posible en cada momento.