Los españoles siguen prefiriendo el dinero contante y sonante para pagar sus compras, al menos así se desprende del Estudio sobre Medios de Pago de Wincor Nixdorf, en el que vemos que un 61,3% de los encuestados desearía tener un cajero automático dentro del hipermercado o supermercado. Es curioso que este porcentaje es mucho mayor entre las mujeres (hasta llegar al 66,5%), mientras los hombres, en mayor medida, preferirían encontrar cajeros en las gasolineras (un 37,4% de ellos frente a un 28% de ellas).

Así, según esta encuesta, un 37,6% de los ciudadanos desearía que hubiera cajeros en los organismos públicos, y un 32,9% preferiría las gasolineras. Un detalle curioso es que un 22,7% opina que sería muy útil encontrar dispensadores de efectivo en su propio lugar de trabajo. Y finalmente, un 11,5% de los encuestados afirma que querría encontrar cajeros en las discotecas y un 14% opta por los aparcamientos.

Otra de las conclusiones de la encuesta es que el 53% utiliza habitualmente los cajeros que los bancos tienen en el exterior, aunque las mujeres, en mayor medida que ellos —40% frente a 33,4%— prefieren los situados en el interior del banco. Incluso todavía hay un nada despreciable 5,6% que afirma retirar su dinero en la propia ventanilla del banco de forma habitual.

¿Y cuántas veces sacamos dinero los españoles? Un 59,6% lo hace una o más veces a la semana, y lo más curioso es que hay un 2% que asegura no utilizar nunca los cajeros, cifra que, por razones obvias, se duplica entre los más jóvenes y que en las Islas Baleares llega a un sorprendente 13,33%. En el lado contrario de la balanza, serían los andaluces y castellano leoneses los que más frecuentemente suelen sacar dinero del cajero. En cuanto a las cantidades, la gran mayoría, el 74,61%, saca menos de 100€ cada vez, siendo los asturianos los más espléndidos (el 29,6% saca más de 150€ normalmente), y los aragoneses los menos (un 45,4% suele sacar menos de 50€).

“Aunque el 61,8% de los encuestados asegura que no saldría de casa sin su tarjeta de crédito, la mayoría sigue prefiriendo el efectivo para pagar, por eso el uso de los cajeros automáticos es tan frecuente en España”, —asegura Javier López Bartolomé, presidente de Wincor Nixdorf Américas e Iberia—.“Los cajeros son el futuro, y a día de hoy el efectivo sigue siendo el principal medio de pago utilizado por los ciudadanos”.

>