La seguridad cloud adquiere más relevancia en 2020

La compañía Netskope ha publicado las predicciones de ciberseguridad que nos depara el 2020, en base a la evolución digital que esta sufriendo nuestro mundo.

Publicidad

Pues hay muchos tipos de ataques y amenazas que pueden surgir cuando nos conectamos a la red, pero suerte tenemos la posibilidad de utilizar también muchas herramientas para protegernos.

“Aunque conocer las principales predicciones de ciberseguridad puede ayudar a estar preparado, no hay que olvidar, que la ciberseguridad, como industria, está cambiando de forma constante”, afirma Jason Clark, Director de Estrategia y Marketing de Netskope.

Predicciones de seguridad para 2020

  •  Más del 50% del tráfico empresarial irá a la nube

Para este próximo año 2020, las aplicaciones SaaS e IaaS basadas en la nube continuaran siendo esenciales para las empresas, puesto que los usuarios utilizarán cada vez más dispositivos móviles para acceder a sus datos, lo que conlleva una adaptación del cloud en la seguridad.

  • La seguridad heredada continuará ciega ante el tráfico cloud

La industria de la seguridad evidencia el aumento del tráfico cloud, por ello en este año los profesionales deberán buscar una forma de mejorar la visibilidad, la optimización y la postura de seguridad en la nube.

  • El phishing en la nube aumentará como táctica principal para las APTs

Los ciberdelincuentes podrán aprovechar cualquier factor para acceder a la nube de los dispositivos móviles y atraer de esta forma la apertura de cualquier contenido malware. Además, la confianza que radian los consumidores sobre las apps cloud potenciará de manera negativa los ataques de phishing a través de los emails.

  • Aumento de las brechas de datos y los fallos de seguridad 

Las brechas de datos causadas por la exposición accidental y la mala configuración de las aplicaciones cloud aumentarán este año, y es que el 95% de los fallos de seguridad en la nube serán provocados por el usuario. Es por eso que los equipos de seguridad serán los encargados en lidiar con una creciente exposición de datos, alimentada por una mayor adopción de la nube. 

Existen muchos tipos de ataques y amenazas que pueden surgir cuando nos conectamos a la red

  • Instancias Personales de aplicaciones cloud publicadas en listas blancas  

Las organizaciones deben buscar soluciones de seguridad que vayan más allá de la propia URL, con el objetivo de aplicar la correcta protección para evitar posibles ataques externos e internos. Por ello, las aplicaciones cloud obligarán a los equipos de seguridad a integrar, junto a las corporativas, las instancias personales en una lista blanca de URL. 

  • Crece el uso de dispositivos remotos para acceder a datos corporativos 

Los equipos de seguridad con la fuerza laboral móvil que se da en la actualidad  deberán replantearse el modo en que protegen sus datos.

  • La Evolución del Mercado de SASE

La creciente consolidación de los equipos on premise de seguridad y redes en la nube, y las mayores presiones para reducir los costes llevarán a las empresas hacia una arquitectura basada en Secure Access Service Edge.

  • El mercado de la protección de datos estará completamente invertido

A través de las tecnologías cloud nativas más inteligentes y escalables cómo la Inteligencia Artificial y el Aprendizaje Automático, las empresas llevarán a cabo una transformación de su política de protección de datos.

  •  La ceguera frente al tráfico que no proviene del navegador 

En 2020 el acceso a las aplicaciones cloud más populares, como OneDrive, Box, Microsoft Teams o Slack seguirá produciéndose tanto desde un navegador como desde una aplicación instalada localmente en un dispositivo. 

  • El cambio de VPN Legacy a Zero Trust Network Access se acelerará

El término confianza cero evolucionará con el reto de proporcionar un acceso seguro a aplicaciones y datos privados, independientemente de dónde se encuentren los usuarios, las aplicaciones o los datos, alterando de esta forma el mercado de VPN.

  •  Reducir el volumen de consolas, prioridad para los equipos de seguridad

Este año, y con el objetivo de aprovechar al máximo los recursos, los CISOs reducirán el número de consolas a gestionar, pues es inminente una consolidación de herramientas y de la pila de seguridad en la nube.