El mercado puede llegar a ser muy cruel. Hasta hace dos años, Nokia lo fue todo en el mundo de la telefonía móvil. Tenía una cuota de mercado inimaginable para cualquier fabricante. Se despistó unos meses y fue prácticamente barrida por su adversarios, fundamentalmente, Apple y Samsung. Para paliar su decadencia, se alió con Microsoft, un valor, en principio, seguro. Pero los nuevos terminales tardaron demasiado en llegar y le dejó casi un año de ventaja a sus competidores. Ese es el tiempo que ha pasado en volver a tener un equipo realmente competitivo, el flamante Nokia Lumia 920 con Windows 8.

En nuestra opinión, esta multinacional finlandesa nunca debió abandonar Symbian, su genuino y propietario sistema operativo, el más estable y fiable que hemos probado nunca. Ellos saben más que nosotros, y por eso lanzan ahora el 920 que, en una primera impresión, nos parece algo pesado e incómodo, pero que acabas acostumbrándote hasta conseguir una estabilidad razonable.

En lo que a prestaciones se refiere, no tiene nada que envidiar a los mencionados más arriba, con una ventaja sustancial frente ellos: la cámara de fotos. Es sensacional, con una calidad digna de valorar.

Básicamente incorpora todas las nuevas funcionalidades de Windows Phone 8, realidad aumentada verdadera, mayor autonomía de la batería, cargador sin cables, 120.000 aplicaciones disponibles, todo ello por 669 euros, mientras no se usen los acuerdos con las operadoras. Toda la gama Lumia proporcionan una experiencia más personal, con una pantalla de inicio que ofrece una organización más sencilla con las prioridades de cada uno, además de las nuevas ventanas vivas para actualizaciones en tiempo real de las cosas que más nos importan. La posibilidad de sincronizar contenido entre Smartphones Windows Phone 8, PC’s y tabletas basados en Windows 8, o incluso sistemas de entretenimiento Xbox, facilita el acceso a todos nuestros archivos, álbumes de música, fotos y vídeos desde cualquier lugar y de la manera más conveniente. Gracias al soporte nativo para Internet Explorer 10, el usuario disfrutará de una navegación Web más rápida y segura. Asimismo, con las aplicaciones de Microsoft Office integradas también en la plataforma, Windows Phone 8 se convierte en la herramienta más sencilla y rápida para realizar con éxito todas nuestras tareas.

Incluye, asimismo los últimos avances en imagen de la innovadora tecnología Nokia PureView. Gracias a ello, la cámara del Nokia Lumia 920 es capaz de procesar hasta cinco veces más de luz que los Smartphones convencionales, sin utilizar flash. Cuenta con estabilización óptica de imágenes y óptica Carl Zeiss para capturar fotos y vídeos nítidos, incluso aunque tiemblen las manos o en condiciones de poca luz en entornos oscuros e interiores. De esta manera, hace posible la captura de fotos y vídeos de altísima calidad, con unos resultados sorprendentes que, hasta ahora, tan sólo eran posibles con una cámara profesional.

Viene equipado con la batería de gran capacidad (2000mAh) y, por primera vez, incluye una función de carga inalámbrica integrada, una manera innovadora de sacar el máximo partido a la última tecnología de la que se puede disponer.

El Lumia 920 incluye Nokia Vista Urbana (Nokia City Lens), la última incorporación a la herramienta de localización GPS de Nokia. Al apuntar la cámara del terminal hacia una calle de la ciudad, Nokia Vista Urbana ofrece información en pantalla sobre restaurantes, tiendas, hoteles y mucho más, directamente superpuesta en las superficies de los edificios, para explorar los alrededores de la manera más intuitiva. Nokia Vista Urbana es el comienzo de una nueva experiencia de realidad aumentada que también optimiza Nokia Mapas, al hacer posible el movimiento entre la vista de mapas y la visión con realidad aumentada, lo que permite a los usuarios verificar la dirección y sus alrededores. Junto con las mejoras de Nokia Conducir y Nokia Transporte Público, la herramienta de servicios de localización de Nokia representa la mejor, y más completa experiencia, de mapas en cualquier Smartphone.

Se ofrece en varios colores: amarillo, rojo, gris, blanco y negro.