vodafone conectividad aumentada 5g

Vodafone ha cerrado el mes de diciembre de 2020 con 3,2 millones de líneas activas de IoT , lo que supone 480.000 nuevas líneas desde el comienzo del año fiscal en abril. Los datos reflejan un incremento del 35% respecto al mismo periodo del año anterior, y consolida una tendencia que mantiene a la operadora como líder del mercado en España en el segmento.

La red NB-IoT ha continuado creciendo, y es que permite mantener un contador conectado durante toda la vida útil del mismo y alimentado únicamente con la batería interna, y proporciona la denominada ‘cobertura profunda’: dispositivos operando con normalidad en escenarios de escasa cobertura como sótanos o garajes.

Una de las claves del éxito de Vodafone en este mercado es precisamente la prestación de sus soluciones IoT sobre la ‘Plataforma Global M2M’, una herramienta que permite prestar un servicio integral de gestión de conexiones IoT en todo el mundo desde España o el país donde radique el cliente.

Beneficios ambientales del uso de la tecnología de Vodafone

La tecnología y servicios de Vodafone proporcionan a sus clientes empresariales los medios suficientes para reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero (GEI). Algunas de las aplicaciones de IoT que ayudan a reducir esas emisiones son:

  • Medidores inteligentes de energía, que permiten a las empresas, autoridades municipales y hogares monitorizar, administrar y reducir su uso de energía.
  • Smart Cities conectadas de manera inteligente para mejorar la eficiencia de los servicios intensivos de energía, como el transporte público, las redes de carreteras y el alumbrado.

Vodafone cierra el mes de diciembre de 2020 con 3,2 millones de líneas activas de IoT , lo que supone 480.000 nuevas líneas desde el comienzo del año fiscal en abril

  • Logística inteligente: tecnologías IoT integradas en vehículos para optimizar la gestión de rutas, el mantenimiento de los vehículos y el desempeño de los conductores, lo que ofrece un ahorro en el consumo de combustible de hasta un 30%, entre otros.

De esta forma, el uso de algunas de estas soluciones por parte de los clientes de Vodafone, de acuerdo con el informe elaborado por Carbon Trust, ha evitado la emisión de 603.493 Toneladas de CO2 en España en el último ejercicio fiscal 2019-2020.