baterías tesla

Cuando parecía que Tesla no podría sorprendernos más, ahora lanzan unas nuevas baterías para sus modelos de coche Model 3, con una duración nada menos que de 1,6 millones de kilómetros, algo que ha dejado con la boca abierta a muchos en todo el planeta.

Tesla pretende igualar en costos sus vehículos con los de gasolina, e incluso, si fuera posible, reducirlos, por lo que quiere implementar estas nuevas baterías a principios de 2021en sus coches.

Estas nuevas baterías que serán manufacturadas en China deben tener mayor densidad de las habituales para conseguir la funcionalidad y capacidad deseada, al margen de intentar abaratar el gasto en su producción. La idea de la compañía es incluirlas en todos sus vehículos, aunque comenzará por el mencionado Model 3, uno de sus mayores éxitos en los últimos tiempos.

Estas baterías de Tesla deben tener mayor densidad de las habituales para conseguir la funcionalidad y capacidad deseada

La clave de esta nueva batería está en su química con bajos niveles de cobalto, con materiales que reduzcan el estrés interno y sirvan para guardar la energía durante periodos más largos de tiempo. La empresa china Contemporary Amperex Technology ha sido la encargada de diseñar esta novedosa batería, en conjunto con un equipo de expertos que ha fichado Elon Musk en persona, con este fin.

Musk quiere fabricar en serie estas baterías con costes menores y a gran escala con las Terafábricas, unas treinta veces más grandes que la Gigafábrica de Nevada.

Por otro lado, mediante su afiliada Redwood Materials, Elon también trabaja seriamente en procesos de reciclaje de materiales como el litio, níquel y cobalto, así como en la reutilización y segunda vida de baterías de coches eléctricos. Pero Musk va mucho más lejos y ya trabaja en una flota de millones de vehículos que podrán conectarse y compartir energía con la Red, convirtiendo así a Tesla en una compañía energética en un futuro cercano.