Nokia ha presentó el mes pasado a la prensa especializada su compromiso para impulsar la movilidad empresarial mediante una nueva estrategia de comunicaciones móviles unificadas que mejoran la productividad de los empleados y la rentabilidad de las compañías.
Además, seanunció la última incorporación a la cartera de Nokia Eseries, el Nokia E51, un smartphone empresarial, que se incluye dentro de esta nueva estrategia. Ignacio Riesgo, director de Enterprise Solutions de Nokia para España y Portugal, habló de las tendencias empresariales y humanas que impulsan la necesidad de contar con soluciones móviles, y sobre la capacidad de Internet para actuar como núcleo central.

Asimismo, advirtió que la línea entre el uso personal y empresarial de la tecnología móvil se está desdibujando cada vez más, y que las demandas de los consumidores continúan impulsando la innovación y la adopción de la tecnología móvil. “Nokia está cumpliendo con su objetivo para conseguir un mundo móvil en el que los usuarios empresariales tengan la misma facilidad de movilidad en sus vidas profesionales que en sus vidas privadas” afirma.
Sin embargo, el vacío entre la capacidad para satisfacer las demandas de los usuarios y la capacidad para conseguir beneficios empresariales reconocibles ha impedido históricamente la adopción de soluciones más estratégicas por parte de las compañías.
“Vemos una importante oportunidad para llenar este “vacío en la movilidad”, permitiendo a los usuarios empresariales comunicarse, y realizar sus actividades desde cualquier lugar, y de forma fácil y asequible,” ha afirmado Ignacio Riesgo. “Las compañías han invertido una gran cantidad de capital en tecnologías de la información y en comunicaciones tradicionales, y Nokia les ofrece ahora unas soluciones para ampliar estas inversiones, llevando la movilidad a las comunicaciones unificadas.”
Gracias al nuevo Nokia E51 y al resto de dispositivos Nokia Eseries de modo dual con soporte a redes de banda ancha y a conectividad en redes WLAN, los usuarios pueden disfrutar de la potencia de un único dispositivo con capacidad para ocuparse de todas las necesidades en comunicaciones personales y empresariales, obteniendo al mismo tiempo los máximos beneficios de las comunicaciones unificadas móviles y fijas.
Los dispositivos Nokia Eseries como, por ejemplo, el Nokia E51, Nokia E61i, Nokia E65, y el Nokia E90 Communicator, han sido optimizados para integrarse perfectamente con los sistemas telefónicos corporativos y con las soluciones Nokia Mobile Unified Communications.
Estas soluciones permiten a los usuarios contar con la potencia suficiente para ocuparse de todas sus comunicaciones, incluyendo las prestaciones de dispositivos de sobremesa como, por ejemplo, el marcado a extensiones, la llamada en espera, la transferencia de llamadas, y las conferencias – y todo ello en un único terminal móvil.
Estas soluciones permiten a los usuarios móviles obtener el máximo provecho, de la manera más económica, a través de la central telefónica corporativa, enviando las llamadas a través de redes WLAN y, con ello, reduciendo los costes generales de tarificación inalámbrica mensual y los de conexiones internacionales.

>