pfsGROUP ha anunciado el lanzamiento de la plataformaprocura online, cuyo objetivo es ayudar a los profesionales del sector legal en la gestión de asuntos individuales a través de la contratación de un procurador de manera online.

A través de su activo pfsLEGAL, se permitirá a los profesionales centralizar todos estos trámites de forma sencilla, rápida y digital, disponiendo además de una cobertura nacional gracias al servicio proporcionado por ABA Procuradores.

Procura online” combina las ventajas de una plataforma digital con el trato humano de un equipo de profesionales altamente capacitado y dispuesto a resolver cualquier duda que pueda surgir en cualquier etapa del proceso, adoptando las soluciones correctas a la gestión de asuntos individuales con independencia del tamaño del despacho”, afirma José Manuel Jiménez, socio jurídico de pfsGROUP. 

Una plataforma intuitiva, con cobertura nacional, que optimiza los procesos  

“Procura online” ofrece todos los servicios disponibles en un despacho de procura, con el beneficio que supone poder contratarlos sin desplazamientos, de manera rápida, sencilla y accesible, y con el aval de una cartera de clientes y más de 150.000 expedientes en gestión en estos momentos.

Dispone de una cobertura nacional y con profesionales de experiencia contrastada, lo que facilidad la disposición de un servicio de procurador en cualquier plaza de España, abarcando 431 partidos judiciales del territorio nacional y encabezando procedimientos en todas las instancias y jurisdicciones.

Cómo funciona «procura online»

Su funcionamiento es muy sencillo, una vez el letrado solicita un presupuesto para un asunto individual, lo recibe al momento pudiendo subir toda la documentación del caso a la plataforma de manera sencilla e intuitiva. 

Una vez disponible toda la documentación, pfsLEGAL se encargará de presentar el asunto en el juzgado correspondiente, remitiendo posteriormente al letrado el justificante oportuno. El proceso incluye la notificación y el recordatorio de vencimiento y plazos, incluso en prórroga, a través del correo electrónico designado por el letrado al efecto.

Su punto fuerte: que la centralización de los trámites bajo una única plataforma digital facilita el seguimiento de los procedimientos abiertos, permitiendo importantes ahorros de tiempo, esfuerzo y recursos dedicados, además de ofrecer la posibilidad a los letrados de centrarse en tareas de mayor relevancia.