Big Data es la electricidad del siglo XXI. Es una “nueva energía” que transforma todo lo que toca en el ámbito de los negocios y la vida privada. Pero mientras la electricidad tardó más de 100 años en transformar el mundo, los Big Data están provocando un proceso acelerado de cambios que conducirán a transformaciones esenciales de nuestra sociedad en un periodo de tiempo mucho más breve.

El número de tecnologías que generará y transmitirá datos continuará creciendo a medida que los consumidores las introduzcan en sus estilos de vida digitales. La tecnología portátil y los  dispositivos móviles, que en los últimos años han eclosionado en el mercado, así como el desarrollo del “Internet de las cosas” van a generar enormes cantidades de nuevos datos de consumo que las empresas convertirán en nuevo conocimiento útil para avanzar en el mercado.

Se espera que en 2014 los datos lleguen a ser percibidos como mucho más que una herramienta dirigida a capturar y analizar información sobre el cliente. Empezará a crear valor a lo largo de una amplia variedad de industrias en nuevas y sorprendentes formas. Las empresas que puedan aprovechar el potencial del Big Data alcanzarán un mejor conocimiento de los factores de negocio, tanto internos como externos, y encontrarán el camino para trabajar con más inteligencia y eficiencia.

En todas las industrias, la capacidad del análisis de datos y su puesta en valor impactará en las cuentas de resultados a lo largo de 2014. Los sectores de Sanidad, Retail, Telecomunicaciones, Salud y Ciencias de la Vida, Sector Financiero y un largo etcétera, se están preparando para hacer frente al desafío del Big Data, que afecta a todas las facetas de la actividad empresarial.

Un claro ejemplo de ello es el caso del sector financiero, donde las tecnologías Big Data se están ya poniendo en funcionamiento para conseguir hacer frente a diversos objetivos como combatir el fraude, mejorar el cumplimiento de requisitos regulatorios o mejorar la prestación de servicios. Este es el caso de Caixabank, que recientemente ha alcanzado un acuerdo con Oracle para desplegar su infraestructura Big Data. Con este proyecto CaixaBank desarrollará un repositorio de datos para agilizar el proceso de toma de decisiones e implementar nuevos servicios financieros, obteniendo una visión 360 grados de los clientes mediante la integración de datos de diferentes canales.


Solución end-to-end

Para convertir la promesa de los Big Data en una realidad, las empresas y organizaciones deben replantearse qué infraestructura o qué combinación de soluciones de infraestructura deben implementar en sus centros de proceso de datos de forma que puedan dar una respuesta a todas las fases en las que están involucrados los datos: obtención de los datos, almacenaje, organización y, finalmente, análisis para la toma de decisiones.

La mayor parte de las organizaciones no empiezan desde cero. Muchas han desarrollado en el pasado infraestructuras de Data Warehouse y Business Intelligence. Sin embargo, a la hora de afrontar nuevas inversiones, es necesario replantearse la infraestructura de principio a fin. Oracle es la única empresa del sector TI que puede ofrecer una solución completa, basada tanto en la infraestructura de sistemas (Engineered Systems) como en soluciones de middleware, bases de datos y aplicaciones analíticas.

Este es el resumen de los principales productos que integran la solución Big Data de Oracle:

1) Infrastructura

Los sistemas de ingeniería conjunta de Oracle permiten reducir el coste y la complejidad de las infraestructuras de TI, acelerando el despliegue, mejorando el rendimiento y reduciendo los riesgos. Los principales sistemas de este grupo para Big Data son:

Engineered Systems

Durante la última edición de Oracle OpenWorld, la compañía realizó anuncios significativos en el área de sistemas de ingeniería conjunta como el lanzamiento de Oracle Exalytics In-Memory Machine T5-8, un disruptivo sistema de ingeniería basado en Oracle’s SPARC T5-8 server con 4TB de memoria por máquina para impulsar el rendimiento extremo para las aplicaciones de BI (Business Intelligence) y EPM (Enterprise Performance Management).

También se anunció el lanzamiento del sistema de ingeniería conjunta más rápido y más escalable: SPARC M6-32 y Oracle SuperCluster M6-32. El nuevo sistema de Oracle redefine de forma sustancial la ecuación precio/rendimiento en el mercado de servidores de alto rendimiento, ofreciendo a los clientes un precio/rendimiento de nivel básico al mismo tiempo que mantiene un rendimiento extraordinario y los mayores niveles de disponibilidad. Los servidores SPARC M6-32 con hasta 32 TB de memoria y hasta 384 núcleos de procesador pueden soportar aplicaciones completas y bases de datos in-memory para ofrecer un rendimiento sin precedentes.

Además, Oracle presentó mejoras de software a su Big Data Appliance para ayudar a las organizaciones a asegurar sus datos y acelerar el conocimiento estratégico del negocio.