infraestructura soc
infraestructura soc

En vez de desarrollar defensas, es mejor inventar una infraestructura que aprende y crea sus propias defensas. Mnemo es una consultora española con presencia internacional en Tecnologías de la Información y Ciberseguridad y que ha presentado en Madrid un innovador Centro de Operaciones de Ciberseguridad (SOC).

Esta infraestructura, que permite realizar un seguimiento en tiempo real de los ataques que se producen en todo el mundo, ha sido diseñada para ayudar a crear sistemas de defensa adaptativos, evolutivos e inteligentes. Así, gracias a la infraestructura SOC de Mnemo, las empresas e instituciones pueden generar sus propias defensas personalizadas y adaptadas a la realidad cambiante y a las nuevas amenazas antes incluso de que se produzcan ataques reales.

El mantenimiento de la seguridad de la información y de los sistemas es una prioridad para cualquier persona, empresa o institución y las amenazas son crecientes. Según el Instituto Nacional de Ciberseguridad (Incibe), en España los incidentes de ciberseguridad aumentaron un 200% en 2015. A modo de ejemplo, cada día 162.686 páginas web sufren ataques en nuestro país. Se han creado numerosas herramientas para la defensa reactiva de los ataques, que actúan como un tratamiento frente a una infección cuando ésta se produce. Lo que Mnemo ha conseguido desarrollar es la ciberinmunología: la generación de las defensas suficientes y apropiadas para prevenir los ataques y evitar la infección, a modo de vacuna, de manera que el sistema inmunitario está preparado para responder a las agresiones externas. Estas defensas son variables y están preparadas para cambiar de modo automático, construyendo sistemas inmunitarios no estáticos.

Aunque el número de empresas especializadas en nuestro país en ciberseguridad no es grande y Mnemo es de las pocas compañías españolas con vocación internacional y con capacidades de inversión en I+D+i, el director general de la compañía, Joaquín M. Polo, ha resaltado la posición que ocupa España: “Mnemo, empresa 100% española y con presencia internacional, es un ejemplo del gran potencial de nuestro país exportando ciberseguridad, ya que somos uno de los países que se encuentran a la vanguardia en este terreno. Con respecto a la media europea, somos de los países más activos con capacidad de defensa y de respuesta”.

La infraestructura de Mnemo interpreta el ecosistema empresarial e institucional como si se tratara de organismos vivos

Además del nuevo SOC que ha inaugurado en Madrid, Mnemo cuenta un Equipo de Respuesta ante incidentes de Ciberseguridad (CERT), lo que aporta la mayor capacidad conjunta para proporcionar servicios ante riesgos y para la creación de las defensas oportunas.

“Los sistemas tradicionales de ciberseguridad son insuficientes y, para hacer frente a las nuevas y sofisticadas estrategias de ataque, es preciso crear infraestructuras similares a los organismos vivos que, lejos de infectarse con cada ataque, se vean fortalecidos por ellos y les ayuden a hacerse más fuertes e inmunizarse”, ha señalado Roberto Peña, director de Seguridad de Mnemo.

La infraestructura de Mnemo interpreta el ecosistema empresarial e institucional como si se tratara de organismos vivos que pueden sufrir ataques de agentes externos (por ejemplo, virus). Peña ha explicado que “la respuesta de un organismo cuando es atacado por un patógeno es más eficaz si está inmunizado, es decir, si su sistema de defensa está alerta y preparado para repeler la agresión, que si le hace frente con tratamientos a posteriori”. Del mismo modo, las organizaciones pueden actuar de forma más eficiente frente a los ciberataques si disponen de un sistema propio de alerta activa.