BMC Compuware UiPath lanza la primera plataforma de hiperautomatización end to end

Compuware ha anunciado la disponibilidad de nuevas capacidades para incrementar la automatización y la integración de los datos para la realización de pruebas y su ejecución en estos sistemas, permitiendo a los equipos de tecnología conseguir un alto rendimiento en el desarrollo de aplicaciones con calidad, velocidad y eficiencia.

Estas nuevas capacidades son el resultado de un mayor grado de integración de las soluciones Topaz for Enterprise Data y Topaz for Total Test, permitiendo que la configuración de los datos para pruebas se embeba directamente en las pruebas automatizadas. De esta forma y al automatizarse aún más las pruebas en las fases más tempranas del ciclo de desarrollo en la Empresa Digital Autónoma, los equipos pueden garantizar la consistencia, precisión y seguridad de los datos de pruebas.

Esta nueva integración de Compuware también elimina fricciones y proporciona más capacidades a los desarrolladores de software

La demanda del negocio de acelerar la innovación está incrementando la presión en los departamentos de TI. De hecho y de acuerdo con una reciente encuestai, el 85% de las organizaciones tienen dificultades para proporcionar innovación más rápidamente sin comprometer la calidad, la seguridad, la experiencia del cliente y la eficiencia operativa. Por ello, automatizar las pruebas de software se apunta como el factor más importante para superar estos riesgos y la falta de esta capacidad de automatizar y de tener fácil acceso a buenos datos para las pruebas, que está impidiendo que las organizaciones mejoren la calidad, la velocidad y la eficiencia del software mainframe.

Las pruebas automáticas continuas requieren datos consistentes para poder ser realizadas, ya que de no ser así puede dar lugar a resultados incorrectos, a pérdidas de tiempo en la resolución de problemas por errores o, peor aún, a fallos. Con esta nueva integración de Topaz for Total Test y Topaz for Enterprise Data, los equipos garantizan que se mantenga la coherencia de la prueba con una llamada al proceso de carga de los datos como una parte más del caso de prueba cargando automáticamente un subconjunto de datos en este entorno. En el caso de que la prueba falle, los desarrolladores y analistas pueden establecer un vínculo fiable entre el problema y el código, y no con los datos.

Esta nueva integración también elimina fricciones y proporciona más capacidades a los desarrolladores de software. Habitualmente, los desarrolladores a menudo confían en un equipo especializado o en un administrador de bases de datos para crear y cargar los datos en el entorno de pruebas, una práctica con muchos procesos manuales, tiempos de espera y entregas que suponen un freno innecesario a la velocidad y a la eficiencia. Ahora, los desarrolladores pueden configurar y acceder por si mismos a los datos correctos para las pruebas cuando lo necesitan.

Igualmente, esta integración contribuye a asegurar la adopción de la automatización a través de pruebas continuas. Un proceso repetible de extracción y carga de datos puede ser parte de una cadena de herramientas para pruebas automatizadas, impulsando la consistencia de los datos y reduciendo la complejidad. Además, y como ayuda para impulsar la transición de los desarrolladores desde los métodos manuales a la automatización, esta se puede configurar de forma incremental para gestionar de forma adecuada la escala y ritmo de adopción.

Por último, pero fundamental, este avance supone un nuevo progreso en la protección de los datos sensibles. Con este proceso integrado, una vez que se han cargado los datos para pruebas, también pueden privatizarse para proteger información de identificación personal (PII). La automatización de la privatización como parte de las pruebas continuas reduce el riesgo de brechas de seguridad.