Helena Herrero, presidenta de HP Iberia, Mª Ángeles Delgado, directora general de Fujitsu, Reyes Justribo, directora general de Nokia, Mª José Miranda, directora general de NetApp, Mª José Talavera, directora general de VMware, Esther Gómez, directora general de Fibernet, y, Daniela Kominski, directora general Red Innova, atendieron la convocatoria de esta revista para debatir sobre la situación económica de España y los problemas a los que se enfrenta el mundo de las TIC en nuestro país.

Como dejó claro desde el principio el moderador, Juan Manuel Sáez, director de Byte TI, la idea de la redacción de la revista no era convocar a este selecto grupo de responsables de grandes empresas para hablar de su condición femenina o de los problemas de conciliación de sus vidas personales con las laborales: queríamos que nos contaran cómo ven ellas el país y cuáles son sus ideas para que nuestro sector repunte de una vez: “nos interesa” –afirmó Sáez- “el punto de vista de unas personas que dirigen grandes compañías, que por cierto son mujeres, y que han sustituido a hombres en su labor, tal vez porque estos no lo hacían del todo bien….”.

Un par de asuntos merecieron la unanimidad de las contertulias: lo destacó Helena Herrero: “estamos en las puertas de un cambio de ciclo” y lo apostilló Reyes Justribo: la buena noticia es que ya se ha acabado la crisis, la mala es que esto es así, y nos tendremos que acostumbrar a trabajar dentro de este entorno”.

Comenzamos el debate con la única cuestión “sexista” que se planteó en toda la jornada. Se trataba de valorar la aportación específica de las mujeres en la gobernanza de las empresas.


Versión Reducida (2min)



Versión Completa (15min)


La importancia del talento

Fue la presidenta de HP quien expresó el primer punto de vista: “Este mundo es el resultado del talento; si te pierdes el 50% del talento te has perdido mucho; si alguien no contempla el talento, se resiente la compañía y la sociedad. Los que estamos en puestos directivos tenemos que hacer un esfuerzo real en la incorporación del talento”.

Mª Ángeles Delgado fue más explícita: “Si no tienes a los mejores fracasas. Nosotros estamos trabajando en formar a las personas independientemente del sexo, edad y cultura”.

Para Reyes Justribo la formación es fundamental para salir de la crisis: “Yo no tengo hijos, pero entiendo que la gente que los tenga pueda tener una flexibilidad laboral. Hay que trabajar por objetivos. Nosotros tenemos programas de flexibilidad, para que quien tenga que cuidar a sus hijos pueda trabajar desde casa, y puedo decir que la productividad no baja. Tú trabajas por objetivos y donde lo hagas es tu problema”.

Mª José Talavera deja claro que “el talento no tiene sexo, ni edad ni componente cultural: si no eres capaz de reconocer eso, no tienes talento. No hay un perfil que represente el talento. Por si solo no vale. Necesitamos talento y compromiso”. Con respecto a la flexibilidad, se pregunta “¿tú te lo piensas a la hora de contratar a una embarazada? La única diferencia es el embarazo y los cuatro meses de baja. Lo que no voy a hacer es renunciar a alguien porque se quede embarazada”.

Mª José Miranda le pone un punto más filosófico: “Apoyo el tema de diversidad en el sentido de que los hombres y las mujeres no somos idénticos, porque no somos iguales. Creo en los grupos heterogéneos. El talento está en unos y otros. Y lo que no podemos es discriminar”.

Daniela Kominsky destaca lo importante que es el compromiso y Esther Gómez pone de relieve la importancia del creciente número de mujeres que hoy día se incorporan a los estudios de Telecomunicaciones e Informática, en contraste con el pasado.

Una arista del talento es la formación y por eso la directora general de Nokia resalta la importancia de que la gente joven entienda lo decisivo que es formarse y que salga de su entorno para tener la mente más abierta: “En Finlandia, nadie entiende que vaya a vivir toda la vida en su país. Hay que insistir en estudiar, formarse y salir por lo que te aportan las experiencias de fuera”.

“Se tienen que ir” apostilla Esther,  pero no por necesidad, sino para formarse y para abrir su mente, y para que luego retornen”.

La directora general de VMware, pone un punto más ácido: “Yo hice informática porque mi padre me obligó, pero nunca me dediqué a la Informática como tal. Hay que hacer las carreras técnicas más atractivas, porque la Universidad ahora mismo es penosa. En mi caso, no he puesto en juego nada de lo que aprendí allí en toda mi carrera profesional. Nada, cero: todo lo he puesto yo con la experiencia que he podido acumular. No me han entrenado en absoluto.”.






Helena Herrero











Ángeles Delgado











Esther Gómez











Mª José Talavera











Reyes Justribo











Mª José Miranda











Daniela Kominsky






Cambio de ciclo

Entramos de lleno en uno de los puntos fuertes del encuentro, el de la crisis económica que nos asola.

Helena domina el panorama y muestra gran seguridad en sus afirmaciones: “ Hay mucha gente con ganas de aportar; todo el mundo es consciente de que es una crisis profunda y extensa, pero yo creo que estamos en un cambo de ciclo, de era, en lo que nada va ser igual. La clase empresarial española tiene un factor protagonista ahora, porque es la que crea empleo. Lo que tiene que hacer la Administración es crear ese marco que ayude, fomente, ayude en la financiación, en el marco regulatorio, etc. El sentido de desesperanza en la sociedad es enorme”.

“A veces”, prosigue, “la percepción que se tiene de España desde fuera es peor que la realidad que tenemos, que ya es durísima. Hay que luchar y estar en la locomotora de salida porque, si no, llega un momento que terminas, como lo niños creyendo que no somos capaces”.

Delgado abunda en el argumento de su compañera para afirmar que “estamos en una situación donde la dificultad que tenemos en la coyuntura no debe ocultar que estamos en un proceso de cambio, de transformación espectacular. España tiene que transmitir confianza y credibilidad para hacer ver que es capaz. Tiene que haber facilidad para crear empresas, para emprender. La tecnología ayuda a ahorrar costes, la tecnología ayuda a ser más eficientes, la tecnología aporta la innovación y para mí va a ser el motor de crecimiento y la que va ayudar a transformar los negocios. No solo a transformar los negocios, sino a crear nuevos negocios. La propia tecnología está creando negocios que hasta ahora no existían. Y un punto importante es la credibilidad y la credibilidad pasa por no ser un país que llora, sino por un país que coge las riendas del futuro y que sabe adónde quiere ir.  No podemos esperar que el gobierno ni la UE nos venga a resolver los problemas. Eso lo tenemos que hacer nosotros y nuestro sector juega un papel fundamental”.

Talavera aporta la primera solución: “Nosotros, en VMware, hemos intentado paliar la falta de crédito de la Pyme, que es una situación muy dura, durísima. Por ejemplo, hemos ampliado su periodo de pago para que puedan afrontar las nuevas soluciones. Si eso lo hacemos nosotros, también lo puede hacer el Gobierno”. Pero, además, propone algo concreto: “¿Por qué un Plan Renove de coches y no de tecnología?”.

Interviene Miranda para destacar que “no hay voluntad política para utilizar la tecnología, para progresar en el país en muchísimos sentidos. Primero, el propio sector público debería usar más tecnología para hacer un avance importante. Por ejemplo, en este país hay un fraude tremendo; si el 25 por ciento de paro fuera realmente cierto, estarían todos en la calle pidiendo. Sabemos que detrás hay mucha economía sumergida. ¿Por qué si la tecnología se ha utilizado de manera ejemplar para las multas, para la agencia tributaria, etc., por qué no se usa para paliar el fraude? Hay muchas ideas para crear nuevos negocios, pero el Gobierno no pone las facilidades para crearlas y para que accedan a la financiación. Ni siquiera en campaña electoral se ocupan de las TI. Se me ponen “los pelos como escarpias” al escuchar que se reducen los presupuestos de I+D+i. Por favor, es que se tendrían que incrementar”.


No hay cultura de financiar la innovación

Daniela percibe que en España no hay cultura de financiar la innovación: “hay mucha gente que está emprendiendo y con muchas ideas. ¿Cuál es la diferencia de Estados Unidos con respecto a España? Que allí es mucho más fácil conseguir los primeros 100.000 dólares para emprender un proyecto. Aquí la gente tiene que rogar, teniendo el proyecto, el talento, las ideas, no hay un sector que atienda la financiación”.

Helena vuelve a terciar para expresar que “España no tiene un problema de solvencia, tiene un problema de circulante. Hay empresas muy viables pero tienen dos problemas: la financiación y de una falta de comunicación. Hay otros países que venden mejor que nosotros lo que hacen. Es importante hacer las cosas y contarlas bien”.

Gómez aprueba el argumento para insistir en que “hay cierto complejo de que no sabemos hacer tecnología. Quizá el mensaje de tecnología española cala más por el momento, pero no sabemos vender que somos buenos haciendo tecnología”.

Pero Helena vuelve a tomar la palabra para mostrar dosis importantes de optimismo: “Creo que nos estamos convirtiendo en un país atractivo para atraer talento. Estamos disminuyendo los costes laborales, tenemos moderación salarial, etc, el tema del PIB por hora trabajada, no por ocupado, también ha aumentado, mientras en la unión europea es al contrario, es decir, poquito a poquito, hay empresas que están trayendo sus fábricas aquí”.

Esther, no obstante, quiere precisar que nuestras empresas se están yendo a China (calzado, juguetes, textil, etc.), y la directora general de NetApp no está del todo de acuerdo en que en este momento las empresas estén pensando en venirse a España: “HP y Fujitsu crean empleo. Lo que deberíamos hacer es fijarnos en sus políticas, pero no estoy muy de acuerdo con Helena en que están viendo a España como un país atractivo”.


Fujitsu abre un centro en Barcelona

Delgado añade un dato importante. Afirma que “pueden suceder cosas buenas si todos hacemos que sucedan. Yo he tenido la oportunidad de vivir de cerca, recientemente, dentro de mi compañía, que está en cien países en el mundo, donde se ha querido seleccionar una ubicación para un centro internacional europeo. Han competido veinte ciudades de Europa y de otros continentes. Y ahí se han medido veintitantos criterios: desde la seguridad, la capacidad de los transportes, el coste del alquiler para la gente que tiene que venir a trabajar, las ayudas que presta la Administración, etc.

Pues bien, ha sido España la elegida y ha salido Barcelona. Y en este momento hay ya cien personas trabajando. De manera que hay que trabajárselo. Las grandes empresas que tenemos en España ya iniciaron hace tiempo su estrategia de globalización. Tenemos muchas empresas españolas que son punteras a nivel internacional.

Yo creo que la administración puede hacer más pero, no soy tan negativa. Sí hay en la Administración una conciencia, si se considera a la tecnología como algo importante. Y está haciendo proyectos importantes”.

Talavera es algo más crítica con el funcionamiento político: “en la Administración pasa como en todas las empresas, que hay gente inmovilista y otros que no lo son tanto. Creo que uno de los problemas que tiene la Administración es que los políticos no son gestores. En determinadas posiciones, no puede haber tanto cargo político, porque entonces las cosas no funcionan.Tendría que haber más técnicos”.

Mª José Miranda va un paso más adelante al declarar que está de acuerdo en los ahorros que se proponen pero que “si no convertimos el ahorro en generar empleo, no en el ahorro en sí mismo, no servirá para nada. Eso lo ha hecho la empresa privada hace mucho. La reducción de los presupuestos de la parte de I+D es algo escandaloso”.

Hacer entre todos algo distinto

Avanzado el coloquio, inquirimos si el sector tecnológico como tal puede verse librado del contexto de crisis generalizado de la economía.

Reyes es la primera que quiere intervenir en este tema para decir que “tenemos la responsabilidad de intentar salir de la crisis. Pero para mí no es una crisis. Es nueva forma de desarrollo y, si quieres, de vida, de pensar de otra manera. Alguien me decía, la buena noticia es que ya se ha acabado la crisis, la mala es que esto es así. Y hay que trabajar dentro de este entorno. Hay que ser más listo, más creativo, más colaborador. Hay que hacer entre todos algo distinto. Hay cosas que se están haciendo de una forma diferente y eso cambia y nos ayudar a salir”.

Para Talavera la clave está en la falta de financiación: “Tiene que haber una estrategia del Gobierno para favorecer a las pymes, y a lo mejor en algún caso a las grandes empresas también. Me da envidia Francia, de cómo tratan a la pyme. La pyme genera mucho empleo. Las AAPP, tienen que facilitar un plan Renove y no dárselo sólo a los coches. Las TI ayudan a que las pymes crezcan y creen empleo”.

Helena vuelve a resaltar algo que hizo bien este Gobierno, que fue el pago a proveedores: “Eso fue muy importante. Se hizo, pero desde enero volvemos a estar en las mismas circunstancias. No es normal que les felicitemos porque nos paguen. Esto no lo puedes explicar fuera”.

La directora general de Fibernet se queja del funcionamiento de los cobros y pagos:

“Nosotros compramos componentes en el mercado europeo y americano. Tenemos que pagar a treinta días, incluso a veces por adelantado, y vendemos a operadoras. Muchas veces cobramos a 180 días y más”.

Helena Herrero concluye: “Yo hablo de las dos “Tes”: “Tecnología” y “Talento”, pero si no tienes la financiación, no tienes nada”.


La importancia de exportar

Todas están de acuerdo en lo decisivo que es para el país la exportación. Miranda pone de relieve que “tenemos un potencial como país de exportar nuestra IT. Hay cantidad de compañías españolas que están exportando mucho más de lo que es el consumo interno. Esa es una ventaja que hay que aprovechar. Hay que ayudar a que se exporte nuestra tecnología. Hay muchas empresas que, si se les ayuda, tienen capacidad de exportar”.


Helena va más allá: “No vamos a salir de la crisis si no se internacionalizan nuestras empresas o si no exportamos más. Ahora mismo se exporta 40.000 millones de euros y se tiene que llegar a 100.000 para crear empleo. Hay que ayudar a las empresas para que puedan exportar y eso lo facilita la tecnología”.


Crecimiento en 2013

Llegamos a un punto delicado de la reunión. Queremos saber, con datos, si el año que viene va a ser mejor que el actual, desde el punto de vista de facturación. Preguntamos, una a una, si su compañía tiene previsto crecer en 2013. Estas fueron sus respuestas:

NetApp: “Sí, nosotros creceremos por encima de dos dígitos”.

Nokia: “Nosotros, sí o sí”.

HP: “Depende de áreas. Hay áreas que sufrirán un retroceso y otras que subirán como servicios, cloud, software. En conjunto, será estable”.

Fujitsu: “Estamos en una estrategia de crecimiento y dentro de esta estrategia España es una de las claves. También depende de las áreas. En conjunto nuestras previsiones son de crecimiento”.

VMware: “Sí creceremos. A nivel mundial estaremos en un 21%. En España se que no creceremos a ese nivel pero sí tengo previsiones de crecimiento”.

Fibernet: “Sí, pero sin contar con el mercado español. En el mercado español la estrategia es mantenernos pero diversificando producto. Tenemos que hacer mucho más para conseguir lo mismo. Estamos haciendo una apuesta para salir fuera de España”.

Red Innova: “La idea es crecer porque nuestra expansión es en Latinoamérica”.


Empleo estable

También encuestamos sobre la creación de empleo en sus empresas el año que viene.

NetApp: “Estamos creando empleo. Ahora”.

Nokia: “En nuestro caso ha habido una transformación muy grande. No habrá más despidos”.

HP: “Empleo neto no. Pero también será por áreas”.

Fujitsu: “Nosotros acabamos de crear 100 puestos de trabajo. Tenemos más proyectos para internacionalizar y espero que los clientes sigan estando ahí para seguir creando empleo”.

VMware: “Dentro de nuestro proceso de transformación, hemos de crear más empleo”.

Fibernet: “La respuesta es sí. El 30% de nuestro recursos es I+D, con lo que necesitamos más gente”.

Red Innova: “Nosotros sí, con apoyo local”.


Medidas para reactivar el sector

Finalmente, les pedimos que nos den dos medidas de manera resumida para reactivar nuestro sector.

Mº José Miranda: Exportar y hacer que las Administraciones Públicas utilicen las TI para salir de la crisis

Reyes Justribo: Modernizar la estructura productiva y formar.

Helena Herrero: Concienciar a la Administración de crear un marco para encontrar fórmulas de financiación y luego el tema de la formación (explicar bien que el uso de las TI va a ayudar a este país).

Mª Ángeles Delgado: Actitud positiva y confianza en nuestro país y nuestros clientes y empresas. La otra medida que ayudaría mucho es esto que llamamos colaboración público-privada.

Mª José Talavera: Tándem gobierno-banca que funcione para dar crédito a la pyme y un plan Renove.

Esther Gómez: Lo que no se puede hacer es no hacer nada. Hay que moverse y adaptar los productos a las necesidades del mercado. Desde el punto de vista de pymes necesitamos que los grandes ayuden para llevar la Tecnología fuera de nuestras fronteras.

Daniela Kominsky: El cambio tiene que estar liderado por la Administración Pública, que debería poner mayor énfasis en cuanto a innovación y emprendedores.

3 Comentarios

  1. Da gusto oir o leer estos datos que arrojan optimismo, no cabe duda que con profesionales del empuje y carisma de estas mujeres se arrastra y motiva permeando a las organizaciones de este espiritu, al que añadiria quizás algo mas de compromiso y valores, y cambiar la sociedad tambien desde el plano empresarial, indispensable actor para cambiar el rumbo. Gracias a todas ellas.