Quantec, fabricante suizo creador de la solución  IndependenceKey para el cifrado de documentos críticos, acaba de comunicar la incorporación de numerosas mejoras en el dispositivo que se verán completadas a finales de año con la posibilidad de cifrar comunicaciones de VoIP a nivel hardware.

Ahora que es de actualidad todo lo relativo a casos de espionajes entre países aliados y de revelación de información secreta de alto valor, el dispositivo IndependenceKey se hace necesario en todo tipo de empresas para proteger el activo más valioso de cualquier organización; su información, frente a un posible robo o pérdida.

Entre las novedades incorporadas en IndependenceKey se encuentra el denominado “Transparent File Encryption” que integra un motor que en conjunción con el sistema de ficheros del sistema operativo, posibilita trabajar directamente sobre los ficheros protegidos o discos, aplicando los cambios directamente sobre los ficheros cifrados sin necesidad de realizar un descifrado previo, evitando así posibles rastros de los ficheros en el ordenador. La mejora se ha traducido en la gestión de aplicaciones tales como Microsoft Office.

La función “USB Raw Disk” de IndependenceKey permite cifrar un disco duro externo o memorias USBs por completo conectando simplemente el dispositivo de almacenamiento externo, sea cual sea su tamaño, al IndependenceKey, el cual a una velocidad de 100Mbps por segundo, ofrece de este modo una protección total de nuestro disco duro externo frente a posibles robos o pérdidas.

Con esta nueva versión, IndependenceKey puede también soportar comunicaciones VoIP. Se prevé que para estas Navidades, IndependenceKey gestione flujos de tráfico VoIP totalmente encriptados a nivel de hardware, en tiempo real y con el mayor rendimiento posible. El audio, será encriptado con el protocolo AES256.



Todas estas nuevas mejoras, así como información de utilidad sobre el dispositivo están disponibles a través del portal para partners de IndependenceKey. (http://www.independencekey.com).

En las nuevas releases, IndependenceKey desarrollará la velocidad de cifrado, al incorporar un nuevo microprocesador y un chipset más rápido, capaz de alcanzar una velocidad criptográfica de cifrado de 180Mbps para aplicaciones en half-duplex (unidireccional) en lugar de los 90Mbps de la versión estándar. Es decir, para cifrar un fichero de 100MB en un equipo, se necesitarían alrededor de 9-10 segundos en lugar de los 20 segundos requeridos de la versión estándar.

La gran diferencia de los dispositivos de IndependenceKey frente a tecnologías similares en el mercado es que se ha diseñado un dispositivo con el HW específico de encriptación de ficheros y en dicho dispositivo solo se ubican las claves. Adicionalmente se permite una compartición de claves entre dispositivos para utilizar los ficheros comunes encriptados, así como un back-up en servidores ubicados en entidades financieras donde se almacenan las claves por seguridad.

IndenpendenceKey está orientado a todo tipo de empresas siendo sus usuarios principales los relacionados con las áreas directivas, financieras, recursos humanos, legal, etc.