Próximos eventos

Adaptando Cloud con Ciberseguridad, 7 de marzo (evento presencial)

Ciberataques pymes

SASE, IA y evaluación constante: claves para afrontar la escalada de ciberataques en España

Los ciberataques se consolidan como una de las principales amenazas para la seguridad de las empresas en España. Los datos del Instituto Nacional de Ciberseguridad (INCIBE) revelan un aumento del 31% en el número de ataques en el primer semestre de 2023 en comparación con el mismo periodo del año anterior.

Esta tendencia no solo persiste hacia el final del año, sino que continúa en aumento. Y es que, como afirma el Observatorio de Aiuken Cybersecurity (2022), más del 50% de los ataques dirigidos a empresas de distribución se producen en los dos meses siguientes al último viernes de noviembre, coincidiendo con eventos como el Black Friday, Cyber Monday, Navidad y las rebajas de enero.

En este contexto, Antonio García Romero, CEO de Teldat, explica que «los ciberdelincuentes aprovechan la época festiva, el incremento de la actividad comercial y el aumento del teletrabajo en la recta final del año para lanzar ataques más continuos y sofisticados. Este aumento significativo de ataques en la red en los últimos meses de 2023 puede causar un impacto considerable en la economía y la sociedad española, pueden provocar pérdidas económicas, interrupciones en los servicios y daños a la reputación”.

Cómo afrontar la escalada de ciberataques en España

Consciente de esta situación, Teldat propone algunas medidas eficaces que las organizaciones pueden adoptar para mantenerse seguras durante este periodo especialmente vulnerable:

  • La Inteligencia Artificial (IA), crucial en la defensa de los activos digitales. La evolución constante de los ataques cibernéticos destaca la importancia de que las soluciones de defensa también evolucionen. En este contexto, la inteligencia artificial (IA) emerge como una herramienta fundamental para proteger los activos digitales de las empresas. La capacidad de la IA para analizar grandes cantidades de datos en tiempo real y identificar patrones imperceptibles para el ojo humano brinda una ventaja significativa en la detección y prevención de ciberataques. Este enfoque proactivo no solo permite a las organizaciones responder rápidamente a las amenazas, sino que también establece un nuevo estándar en seguridad de la información.
  • Digitalizar la arquitectura SASE. En la actualidad, con la creciente adopción de servicios en la nube y la flexibilidad en el trabajo, la gestión de ciberamenazas se ha vuelto más compleja para las organizaciones en España. En este contexto, donde desaparece el tradicional perímetro de red, la digitalización de la arquitectura SASE se convierte en un elemento crucial. Esta arquitectura emplea un enfoque multinivel para establecer una estrategia de defensa coherente, protegiendo los activos en cada ubicación. La digitalización de esta arquitectura permite el uso de tecnologías como las pasarelas web seguras (SWG) y los firewalls de nueva generación (NGFW) para simplificar la gestión de seguridad y mejorar las capacidades defensivas frente a las crecientes amenazas. Las SWGs funcionan como proxies basados en la nube, analizando y filtrando todo el tráfico de red para identificar y bloquear actividades sospechosas. Por otro lado, los NGFWs, presentes tanto en la nube como en entornos locales, realizan tareas de filtrado e inspección profunda de paquetes, identifican y bloquean aplicaciones potencialmente peligrosas, y brindan protección contra intrusiones. La tecnología SASE de Teldat, que incorpora Secure SD-WAN Edge (SSE) y SD-WAN, no solo protege la red SD-WAN, sino que también supervisa todo el tráfico entrante y saliente, tanto en la nube como localmente. E
  • Evaluación Adaptativa Continua de Riesgos y Confianza (CARTA). Es crucial que las organizaciones comprendan que la ciberseguridad no es un evento aislado, sino un proceso continuo. En este sentido, las empresas actuales necesitan herramientas que les permitan evaluar los riesgos de manera constante. Surge así la Evaluación Adaptativa Continua de Riesgos y Confianza (CARTA), que implica realizar evaluaciones continuas de seguridad en sistemas empresariales, extendiéndolas a empleados, clientes, proveedores y socios para reducir al mínimo los riesgos. Esta estrategia implica la implementación de arquitecturas de seguridad adaptables que anticipan amenazas al observar comportamientos y eventos en el entorno digital, permitiendo una protección más dinámica y flexible, esencial en el actual ecosistema digital. Aunque la ciberseguridad requiere un esfuerzo constante, al acercarse el final del año, las empresas deben intensificar sus medidas de vigilancia para evitar posibles ataques. Acciones específicas, como colaborar con expertos y emplear las últimas tecnologías, pueden ayudar a garantizar la seguridad en este momento crítico.

Deja un comentario

Scroll al inicio