Próximos eventos

Adaptando Cloud con Ciberseguridad, 7 de marzo (evento presencial)

Matt Calkins appian IA privada

La fe de Appian se sustenta en una IA privada

Appian quiere hacer de la IA privada su caballo de batalla. Y lo quiere hacer bajo una perspectiva en el que la protección de los datos juega el papel más relevante. Puede ser un trayecto largo, pero si, por ejemplo, vemos la evolución que ha tenido la adopción de la nube desde sus inicios hasta hoy, la IA tiene visos de seguir el mismo recorrido. Y ahí, Appian apuesta a ganador.

En el principio, la aparición de la nube tuvo un impacto parecido, creyendo las empresas en la ingente cantidad de costes que se iban a ahorrar moviendo todo tipo de cargas a los entornos cloud. La seguridad de los datos ocupó un segundo plano… hasta ahora. Con la IA generativa, ocurre exactamente lo mismo: sólo hay que cambiar el concepto de ahorro de costes por incremento de la productividad. La seguridad de los datos queda, nuevamente, en un plano inferior.

Así que la idea de Appian es sencilla, mientras el resto se dedica a presentar supuestas innovaciones en inteligencia artificial que prometen transformar de forma radical la operativa de las organizaciones, Appian desarrolla sus innovaciones en IA partiendo de la base de contar al cliente la realidad. Una realidad que, tal y como se explicó durante el Appian Europe 2023 celebrado la semana pasada en Londres, es todavía muy difusa para sacar conclusiones.

La principal preocupación de Appian pasa por el uso que las “diferentes” inteligencias artificiales hacen de los datos de los clientes. Por eso, creen que Europa va un paso por delante de Estados Unidos al haber emprendido una regulación sobre la IA. Tal y como explicó Malcom Ross, VP de estrategia de producto de la compañía, a un reducido grupo de medios entre los que se encontraba Byte TI, “los clientes están cada vez están más preocupados por donde se encuentran y se alojan los datos”.

El directivo, en una clara alusión a Microsoft, no sólo analizó la peligrosidad de alimentar inteligencias artificiales libres, sino también aquellas que presumen de ser cerradas y de no negociar con los datos de los clientes: ¿quién nos asegura que esas compañías no están utilizando los datos de sus clientes, no para venderlos, sino para alimentar sus propios sistemas?

La IA privada es un derecho

Ante esto, en Appian creen que la IA privada debe ser un derecho de cualquier organización. “Se hace camino al andar” podría ser el lema que debería instaurar el departamento de marketing de esta innovadora multinacional. Hablamos de una compañía que ya lleva años poniendo una importante cantidad de recursos para desarrollar su IA y que cualquier desarrollo que lleva a cabo no goza de ningún tipo de artificio. Vende a sus clientes lo que promete. Y lo mismo ocurre con la IA.

En Appian creen que la IA privada debe ser un derecho de cualquier organización

Durante su intervención principal, Matt Calkins, CEO y fundador de la compañía, prácticamente calcó el discurso del evento celebrado meses atrás en la ciudad de San Diego, pero incluyó un detalle importante que no pasó desapercibido: “la inteligencia artificial debe ser un colaborador más. Nunca debe ser un sustituto”.

Calkins volvió a exigir una IA privada. Esa protección de los datos del cliente está en la base de la estrategia de Appian que ni emplea los datos para comercializarlos ni para sacar un beneficio propio: “sólo nuestro cliente puede acceder a sus datos. Appian no puede acceder a ellos ni por supuesto sacamos beneficio de ellos. Appian lleva trabajando en la IA desde hace una década y sabemos que un buen desarrollo de inteligencia artificial necesita de otros dos pilares: los datos y los procesos. Nosotros somos líderes en datos y también en procesos. Y la combinación conjunta de estos tres elementos es fundamental y hace que Appian vaya a tener un papel protagonista en esta era de la IA”.

Miguel Ángel Gozález, Vicepresidente para Iberia y Latinoamérica de Appian, en conversación con Byte TI, corroboró esta afirmación añadiendo que “la IA no está en el punto todavía de no necesitar al humano. Creo que eso es muy difícil porque el raciocinio del humano siempre va a estar ahí y va a mejorar la respuesta que de una IA, por lo menos para completar la respuesta. Nosotros somos muy fuertes en toda la parte de datos, y también somos relevantes en la parte de procesos. En la parte de inteligencia artificial generativa nos estamos adaptando lo más rápido posible, que creemos que puede jugar un papel importante en el desarrollo de aplicaciones”.

Aunque ya lleva tiempo trabajando sobre la IA, el paso que quiere dar Appian es que el desarrollo de aplicaciones sea mucho más veloz y consideran que con la implementación de la IA generativa en su plataforma de low-code, el time to market se reduciría de forma sensible, ya que el desarrollador sólo tendría que dar instrucciones por voz.

Es, en este sentido, donde González considera que todavía queda mucho camino por recorrer, aunque reconoce que es la gran tendencia del momento: “Ahora mismo la IA generativa es un hype y, puede ser que llegue un momento en el que el interés decaiga. Lo importante es ver si acaba cayendo o realmente se consolida como una tendencia importante y eso sólo lo vamos a saber si esas empresas que están apoyándose en la inteligencia artificial son capaces de solucionar problemas reales de negocio porque a día de hoy se conocen pocos casos”.

Nueva versión de su plataforma

En el evento londinense, la compañía anunció la que es la última versión de su plataforma para la automatización de procesos. Esta nueva edición permite a los CIOs y responsables de TI agilizar los procesos, mejorar las experiencias de los usuarios e impulsar mejores resultados empresariales a través de la toma de decisiones basada en datos. La actualización de la plataforma incluye una versión preliminar de las capacidades de análisis de autoservicio (SSA) de Appian, que permiten a cualquier usuario obtener información sin esfuerzo del data fabric de Appian.

El data fabric de Appian combina datos de múltiples fuentes en un modelo de datos seguro y unificado sin necesidad de mover los datos. Los clientes de Appian ahora pueden explorar y analizar sus datos a través de SSA, aprovechando la potencia AI Copilot de Appian. Los usuarios finales pueden aprovechar los datos en una sencilla interfaz con funciones de agregación, filtrado, clasificación y formato.

Una vez configurado un informe, los usuarios pueden aprovechar AI Copilot para obtener información más profunda generada por IA a partir de los datos. AI Copilot utiliza el poder de la IA generativa para ayudar a los usuarios a obtener nuevos conocimientos a partir de sus informes, sugiriendo incluso los siguientes pasos para abordar las necesidades empresariales basándose en los datos del informe.

Deja un comentario

Scroll al inicio