Próximos eventos

Adaptando Cloud con Ciberseguridad, 7 de marzo (evento presencial)

Intel anuncia unos beneficios netos de 3.000 millones en el tercer trimestre de 2013

Intel Corporation ha presentado sus resultados para el tercer trimestre de 2013, con unos ingresos de 13.500 millones de dólares, unos beneficios operativos de 3.500 millones, unos beneficios netos de 3.000 millones y unas ganancias por acción de 58 centavos de dólar. A lo largo del trimestre, la compañía ha generado unos ingresos operativos de aproximadamente 5.700 millones de dólares, ha repartido dividendos por valor de 1.100 millones de dólares y ha empleado 536 millones de dólares en recomprar 24 millones de acciones.
“El tercer trimestre se ha desarrollado como esperábamos, con un crecimiento modesto en una coyuntura difícil”, ha apuntado Brian Krzanich, consejero delegado de Intel. “Estamos ejecutando nuestras estrategias buscando ofrecer un catálogo de productos cada vez más amplio y diverso que englobe segmentos, sistemas operativos y formatos clave en expansión. Desde el pasado mes de agosto, hemos presentado más de 40 productos nuevos para segmentos de mercado que van desde el llamado “Internet de las cosas” hasta los centros de datos, con una creciente dedicación por los dispositivos ultramóviles y los sistemas 2 en 1”.
Datos financieros clave del tercer trimestre de 2013 y tendencias de las divisiones de negocio
• Los ingresos del PC Client Group han alcanzado los 8.400 millones de dólares, lo que representa un crecimiento secuencial del 3,5% y una contracción interanual del 3,5%.
• El Data Center Group ha registrado unos ingresos de 2.900 millones de dólares, lo que representa un crecimiento secuencial del 6,2% e interanual del 12,2%.
• Los segmentos correspondientes al resto de arquitecturas Intel® han registrado unos ingresos de 1.100 millones de dólares, un crecimiento secuencial del 13,3% que supone una contracción interanual del 9,3%.
• El margen bruto ha sido del 62,4%, lo que representa una desviación de un 1,4% por encima de la estimación media revisada de la compañía, del 61%.
• Los Gastos Generales y de Administración, Marketing e I+D han ascendido a 4.700 millones de dólares, una cifra ligeramente inferior a las expectativas iniciales de la compañía, de 4.800 millones.
• Tipo impositivo del 25%, por debajo de las expectativas previas de la compañía, que lo cifraban en torno al 26%.
Perspectivas comerciales
Las perspectivas comerciales de Intel no contemplan los efectos de cualquier posible combinación comercial, adquisición de activos, desinversión o de otras inversiones similares que pudieran producirse a partir del 15 de octubre.
4º trimestre de 2013
• Ingresos: 13.700 millones de dólares, con una desviación de 500 millones.
• Porcentaje de margen bruto: 61%, con una desviación de 2 puntos porcentuales.
• Gastos Generales y de Administración, Marketing e I+D: aproximadamente 4.700 millones de dólares.
• Amortización de activos intangibles derivados de las adquisiciones: aproximadamente 70 millones de dólares.
• Repercusiones financieras de la participación en capital social, intereses y otras partidas: aproximadamente cero.
• Depreciación: aproximadamente 1.700 millones de dólares.
• Costes de restructuración y deterioro de los activos: aproximadamente 100 millones de dólares.
• Tipo impositivo: en torno al 25%.
• Gasto de capital durante el ejercicio completo: 10.800 millones de dólares, con una desviación de 300 millones.
Si desea más información en torno a los resultados financieros y perspectivas comerciales de Intel, no duden en consultar los comentarios del director financiero de la compañía en: www.intc.com/results.cfm.
Estado de las perspectivas de negocio
Las perspectivas comerciales de Intel se publican en intc.com y podrán reiterarse en las reuniones públicas y privadas que mantengan con inversores y otras partes. Las presentes perspectivas comerciales serán efectivas hasta el final de la jornada del 13 de diciembre, salvo que se actualicen antes de dicha fecha. A efectos de la amortización de activos intangibles, el impacto del capital social, intereses y otras partidas, así como los costes de restructuración y asociados al deterioro de los activos y de variación de tipos impositivos, las presentes perspectivas comerciales solo serán efectivas hasta el final de la jornada del 22 de octubre. Desde el fin de la jornada del próximo 13 de diciembre y hasta la publicación de los resultados del cuarto trimestre, prevista para el próximo jueves, 16 de enero de 2014, Intel mantendrá un “Período de Silencio” durante el cual las perspectivas de negocio que aparezcan en las notas de prensa de la compañía y los informes presentados ante la SEC, (Securities Exchange Commission, equivalente estadounidense de la CNMV), deberán considerarse como datos históricos válidos únicamente como referencia de las actividades previas al “Período de Silencio”, y para los que la compañía no ofrecerá actualizaciones.
Factores de riesgo
Todo lo expuesto en el presente documento referente a los planes y expectativas para el cuarto trimestre, el año completo y el futuro a largo plazo son previsiones de futuro sujetas a una serie de riesgos e incertidumbres. Estas estimaciones a futuro se identifican mediante el uso de términos como «prevé», «espera», «planea», «intención», «considera», «busca», «estima», «puede», «en un futuro», «tal vez», y todas sus posibles variaciones. Todo aquello expuesto que haga referencia o esté basado en proyecciones, eventos inciertos o supuestos también deberá considerarse como estimaciones futuras. Existen múltiples factores que podrían afectar a los resultados finales de Intel y las posibles discrepancias respecto a las expectativas actuales de Intel relacionadas con dichos factores podrían hacer que los resultados reales difiriesen considerablemente de los expresados en las presentes estimaciones. Intel considera que los factores indicados a continuación son los que más podrían influir sobre la compañía, haciendo que sus resultados reales difieran sustancialmente de las estimaciones aquí presentadas:
• La demanda podría no corresponderse con las expectativas de Intel debido a diversos factores entre los que se incluyen cambios en la coyuntura económica y empresarial, la aceptación de los productos de Intel y los de la competencia; limitaciones de los suministros y otros percances que puedan afectar a los clientes, cambios en la fluctuación de los pedidos realizados por los clientes, incluyendo la cancelación de pedidos, y cambios en los niveles de los inventarios de los clientes. La incertidumbre mundial en torno a la economía y las condiciones financieras suponen un riesgo de que los consumidores y las empresas retrasen sus compras en respuesta a eventos financieros adversos, lo que podría afectar negativamente a la demanda de productos y otros aspectos relacionados.
• Los resultados de Intel, incluyendo ingresos, márgenes brutos, gastos e intereses y otros conceptos podrían verse afectados de forma adversa de producirse una perturbación generalizada de los sectores financiero y empresarial, como fruto de una quita por parte de los Estados Unidos en los valores y títulos de su gobierno y/o de una incapacidad prolongada por parte del gobierno estadounidense de llevar a cabo sus funciones más significativas.
• Intel realiza sus operaciones comerciales en sectores muy competitivos y que tienen un alto porcentaje de costes fijos o difíciles de reducir a corto plazo, además de una demanda de productos muy variable y difícil de estimar. Los ingresos y el porcentaje del margen bruto pueden verse afectados por el calendario de presentaciones de nuevos productos de Intel y por la aceptación en el mercado y la demanda de productos de la compañía; las acciones llevadas a cabo por la competencia, incluyendo las ofertas y presentaciones de productos, los programas de marketing, las presiones sobre precios y las respuestas de Intel a estas acciones; y por la capacidad de Intel para responder con rapidez a los avances tecnológicos y para incorporar nuevas prestaciones en sus productos.
• El porcentaje del margen bruto puede variar significativamente respecto a las estimaciones como consecuencia de cambios en la utilización de la capacidad, las variaciones en valoración del inventario, incluyendo las variaciones relacionadas con el calendario de validación de productos para la venta, las variaciones en el nivel de ingresos, la combinación de productos para cada segmento y los volúmenes de inventario de los mismos, los calendarios y ejecución de la introducción de nuevos productos y los costes aparejados a este proceso, los costes de inicio de operaciones, el inventario excesivo u obsoleto, las variaciones en los costes por unidad, los defectos o perturbaciones en el suministro de materiales y recursos, la calidad y volumen de la producción y el deterioro de los bienes de larga duración incluyendo los bienes para fabricación, ensamblaje/pruebas y los intangibles.
• Las previsiones para los tipos impositivos se calculan conforme a la legislación fiscal vigente y a los ingresos previstos para el periodo. Asimismo, los tipos impositivos pueden verse afectados por la jurisdicción en donde se obtengan los beneficios y por el lugar donde estén sujetos al pago de impuestos, además de por los cambios en las estimaciones de los créditos, beneficios y deducciones, la resolución de incidencias que puedan surgir con diferentes organismos tributarios por auditorias fiscales, incluyendo el pago de intereses y de sanciones, y por la capacidad para compensar la imposición de impuestos en ejercicios posteriores.
• Las pérdidas o ganancias en acciones e intereses y en otras partidas podrían variar respecto a lo estimado dependiendo de las ganancias o pérdidas producidas por la venta o intercambio de acciones, además de los cambios por pérdidas de valor relacionadas con títulos de deuda, valores u otras inversiones; tipos de interés; saldos contables y cambios en el valor de mercado de posibles instrumentos derivados.
• Los resultados de Intel podrían verse afectados por coyunturas negativas en lo económico, social, político, fiscal o relativo a las infraestructuras en los países en los que Intel, sus clientes o sus suministradores realizan actividades comerciales. Entre estos factores se incluyen posibles conflictos militares y otros riesgos para la seguridad, desastres naturales, incidencias en las infraestructuras, problemas sanitarios y fluctuaciones en los tipos de cambio de divisas.
• Los gastos, especialmente ciertas partidas relacionadas con marketing y retribuciones salariales y las cargas por reestructuración y pérdida de valor de los bienes, varían dependiendo de los niveles en la demanda de productos de Intel y por el nivel de ingresos y beneficios.
• Los resultados de Intel pueden verse afectados por el calendario del cierre de posibles adquisiciones o desinversiones.
• Los resultados de Intel también pueden verse afectados por posibles efectos adversos asociados con productos defectuosos y erratas (desviaciones respecto a las especificaciones publicadas), así como por litigios o asuntos normativos en torno a la propiedad intelectual y asuntos relacionados con el accionariado, los consumidores, las leyes antimonopolio, la divulgación de datos confidenciales u otros temas como los relacionados con normativas y litigios descritos en los informes de Intel para la SEC. Una posible sentencia adversa podría conllevar repercusiones económicas u órdenes judiciales que prohíban a Intel la fabricación o la venta de uno o más productos, lo que podría imposibilitar a la compañía para continuar con sus prácticas empresariales concretas, al afectar a la capacidad de Intel de diseñar productos o precisar otras soluciones como la expedición obligatoria de licencias de la propiedad intelectual.

Deja un comentario

Scroll al inicio