Compuware ha lanzado al mercado la que dice ser la solución más avanzada en este entorno para visualizar cómo el código de las aplicaciones (incluyendo DB2, COBOL 5.1, IMS y procesos M) consumen recursos en los sistemas IBM z.

La nueva solución de Compuware, denominada Strobe 5.2, permite reducir significativamente los costes de los sistemas mainframe al posibilitar, de manera muy sencilla, que todos los miembros de los equipos multidisciplinares que trabajan en estos sistemas accedan a los análisis, puedan colaborar en la mejora del comportamiento de las aplicaciones y, consecuentemente, mejorar la experiencia de los usuarios internos y de los clientes externos.

Los sistemas mainframe siguen siendo los caballos de batalla de muchas grandes empresas por su potencia, escalabilidad, fiabilidad y seguridad. A pesar de ello, la actual coyuntura, en la que conviven presupuestos planos y un incremento continuo de las cargas de trabajo, ha llevado a que muchos departamentos de TI opten por reducir la media de cuatro horas de consumo de capacidad de procesamiento (R4HA) de las unidades MSU (Million Service Unit), en base a las cuales se establecen los costes de las licencias de software IBM.

Sin embargo, y teniendo en cuenta que los sistemas mainframe continúan ganando protagonismo en el soporte de los entornos web y apps para los clientes finales, el posible mal rendimiento de estas aplicaciones puede tener un impacto significativo en el negocio al traducirse en una experiencia negativa para los usuarios. Partiendo de esta realidad, Strobe 5,2 permite a los responsables de TI conseguir estas reducciones R4HA y mejorar al mismo tiempo el rendimiento de las aplicaciones, en menos tiempo y con menor esfuerzo que cualquier otra solución de diagnóstico mainframe existente ahora mismo en el mercado.

Entre las capacidades clave de Strobe 5.2 destacan los nuevos informes R4HA en los que se identifican, a partir de los datos recopilados a lo largo de un mes, los periodos pico de uso, de forma que los responsables de TI puedan centrarse en optimizar el código que redunde en una mayor reducción de costes, así como balancear las cargas de trabajo fuera de los periodos pico y abordarlas cuando resulte más rentable.

Strobe 5.2 también ha mejorado las métricas de los informes DB2/SQL ampliando así la capacidad de optimización de DB2 al sacar partido de las nuevas tablas EXPLAIN disponibles en DB2 V11 y proporcionando mayor visibilidad de los almacenamientos intermedios, incluyendo sus tamaños, mejores ratios y tasas de lectura. La nueva solución de Compuware también recoge información vital sobre el rendimiento de las transacciones IMS, englobando tiempos de ejecución, tiempos transcurridos y tiempos de CPU, por día, semana y mes. Esto se logra de manera automática y con un impacto mínimo. La solución también alerta a los equipos de las transacciones que no están registrando un rendimiento inferior al estándar.

Por último, Strobe 5.2 proporciona a los equipos con poca experiencia en los entornos mainframe consejos prácticos y útiles para afinar MQ y COBOL 5-1, ayudándoles a identificar oportunidades para mejorar el rendimiento y reducir los costes con informes intuitivos que incluyen recomendaciones en torno a los cinco MQ Top de WebSphere por uso de CPU, así como consejos para mejorar el rendimiento del nuevo compilador COBOL 5-1 de IBM.

Cabe mencionar, por último, las mejoras incorporadas en Strobe 5.2 en materia de usabilidad con opciones como la navegación por los informes en base a roles y una presentación por columnas más extensiva.

>