Jose María Álvarez Pallete, presidente ejecutivo de Telefónica
Jose María Álvarez Pallete, presidente ejecutivo de Telefónica

José María Álvarez-Pallete, presidente ejecutivo de Telefónica, intervino ayer en el Congreso de Directivos de la Confederación Española de Directivos y Ejecutivos (CEDE) 2018, que tuvo lugar en el Palau de Congressos de Palma de Mallorca en el que ofreció datos muy reveladores sobre la evolución del mundo pero haciendo mucho énfasis en los valores como el elemento clave de las compañías y en su caso de Telefónica. “Hay que poner límites a lo que la tecnología puede hacer, y esos límites son los de las personas, nuestros valores. Es el tiempo de las personas”.

Publicidad

El Congreso de Directivos CEDE se ha convertido un año más en uno de los eventos empresariales más destacados de España por la cantidad y calidad de los asistentes, contribuyendo a enriquecer el debate de ideas, a la vez que marca cuáles son los principales temas de interés para las empresas en el contexto actual, cuyo eje central este año es el de las ‘Claves para crecer en la 4ª Revolución Industrial’.

‘Disrupción Exponencial’

Estamos ante la mayor revolución tecnológica de la historia, que va a suponer un cambio radical en las personas, la sociedad y las empresas. Es necesario encontrar una respuesta a las oportunidades y retos que se nos están presentando: nuevo modelo de negocio, nuevo mercado de trabajo, nuevos valores, nuevas reglas, nuevo modelo educativo y redefinir la identidad digital de las personas. José María Álvarez-Pallete ofreció al auditorio las claves de este futuro digital por medio de una brillante ponencia donde sorprendió con multitud de datos de todos los sectores y países.

“Nos estamos acostumbrando a titulares tremendamente disruptivos, ninguna otra generación de seres humanos ha vivido tantos cambios como nosotros. Cada vez que ha habido una acumulación de tecnología en un momento preciso, el cambio se ha disparado exponencialmente” según Álvarez-Pallete, que afirmó hoy que el tamaño de la revolución actual es el de cuatro veces la histórica revolución industrial. “Durante los próximos 20 años la humanidad va a cambiar más que en los 300 años anteriores”, destacando algunos datos como que 100.000 millones de personas y cosas estarán conectadas a la red en 2025. “El tráfico de datos se va a multiplicar por un factor de 11 veces. Tenemos que estar preparados para no convertirnos en un cuello de botella”.

Pallete aseguró que no es el momento de la tecnología, es el momento del humanismo

Ante este cambio tan vertiginoso ningún sector es inmune, y junto a todos los avances positivos la revolución tecnológica también plantea debates morales pues no todo lo generado es bueno o positivo, haciendo referencia a los bots, las fake news, la influencia en la opinión pública, el hacking… Para el presidente ejecutivo de Telefónica  se van a generar debates cada vez más crecientes sobre qué es más importante, si la tecnología o el humanismo.

“¿Qué responsabilidad tenemos como directivos?” se pregunta Álvarez-Pallete. “Desde nuestro punto de vista, no es el momento de la tecnología, es el momento del humanismo. En Telefónica creemos que nuestra base fundamental deben ser los valores. Hay que poner límites a lo que la tecnología puede hacer, y esos límites son los de las personas, nuestros valores. Es el tiempo de las personas. Nuestros valores son tan importantes como las métricas que os acabo de mostrar”. Sobre su compañía, Álvarez-Pallete también aseguró que Telefónica debe ser abierta, retadora y confiable. “Abierta porque en este mundo que viene no es posible no ser transparente, retadora porque no podemos tenerle miedo al cambio, y confiable para nuestros accionistas, nuestros clientes y nuestra gente”.