seguridad documental gestion documental

PFU-Fujitsu celebra el próximo día 19 de noviembre BPO 360, una jornada en la que abordarán los retos de presente y futuro de los centros de procesos de negocio documental y su papel en la transformación digital de las empresas españolas.

Publicidad

Dirigido a la amplia red de centros de digitalización y de proceso de documentos que ya desarrollan proyectos ligados a la digitalización de las empresas, el evento tiene como objetivo abordar los nuevos retos a los que se enfrenta este mercado, cómo superarlos y cuál es la estrategia adecuada para convertir un departamento que habitualmente se ha visto como un servicio de soporte en un instrumento clave para la transformación digital de las compañías.

Para ello, PFU Fujitsu ofrecerá un enfoque basado en cómo la tecnología puede aportar la calidad diferencial a la hora de abordar proyectos de ingesta de información, para hacer que esta pueda ser accionable e integrarse de forma rápida, sencilla y eficaz en las estructuras de datos de las compañías. Así, la compañía demostrará cómo la calidad del hardware y el software son claves en todo este proceso. La jornada se centrará en todas las tecnologías innovadoras que permiten a los centros de proceso automatizar tareas y trabajar con datos de calidad que permitan a la organización arrancar iniciativas de inteligencia artificial.

Por ello, en línea con su estrategia de co-creación junto a socios de valor en el mercado español, PFU Fujitsu ha contado para el evento con los partners de RPA (UiPAth) y de tecnologías de reconocimiento inteligente de datos (ABBYY), así como con los de servicios (Spigraph), para permitir a los asistentes definir la estrategia de transformación digital de su centro de procesos de negocio.

Para Jesús Cabañas, director regional de PFU (EMEA) para Iberia, “los retos futuros de los BPOs pivotarán sobre la disponibilidad de últimas tecnologías que permitan no sólo dotar de la máxima eficiencia a los centros sino de las herramientas necesarias para poder crear un valor diferencial alrededor de los datos de calidad, constituyéndose de este modo en actores más eficaces y estratégicos en los procesos de digitalización a los que están abocadas todas las organizaciones”.