La Asociación Española de Empresas de Consultoría (AEC) celebró la pasada semana su IV Noche de la Consultoría. Al acto, que tuvo lugar en el Hotel Villamagna de Madrid, asistieron altos ejecutivos de las 25 principales firmas del sector, así como directivos de las más destacadas empresas del país, de todos los sectores que contratan servicios de consultoría, y representantes de las Administraciones central y autonómica.

Publicidad

 En 2009, según el estudio anual realizado por la AEC, el sector tuvo una facturación de 9.572 millones de euros, con un crecimiento del 0,7 por ciento, con respecto al ejercicio anterior. Estos resultados hay que valorarlos teniendo en cuenta que el PIB de la economía española cayó 3,4 puntos ese año. Del período 2004 al 2009, el PIB español creció, en euros corrientes, a un ritmo del 4,6 por ciento, mientras que las empresas de consultoría lo hacían al 9,1 por ciento. Alrededor del 80 por ciento del total de la facturación del sector corresponde al conjunto de las empresas miembros de la AEC.

En la IV Noche de la Consultoría, el presidente de la AEC, Enrique Arias, indicó que, pese a ese crecimiento en el último quinquenio, el mercado de consultoría vive un momento difícil, que se debe y se puede superar mediante un ejercicio de confianza y responsabilidad tanto por parte de la oferta como de la demanda. Señaló algunas de las prácticas indeseables que pueden acabar deteriorando de manera irremediable la calidad de los servicios prestados, así como la función clave que debe desempeñar la consultoría y sus necesaria aportación de valor añadido: la subasta sistemática, el ajuste a la baja e indiscriminado de tarifas por parte de la demanda, las bajas temerarias por parte de la oferta, y, en definitiva, la no valoración de un producto que, para cumplir sus objetivos de calidad y trascendencia económica, empresarial y social, necesita tiempo, recursos adecuados y, en consecuencia, precio justo. Enrique Arias subrayó especialmente la importancia de tener en cuenta todos estos aspectos en las relaciones entre las consultoras y la Administración Pública, como la mejor manera de cumplir su compromiso con los ciudadanos. El presidente de la AEC concluyó su intervención deseando que el año próximo pueda ya hablarse de dificultades vencidas y de nuevos retos estimulantes para la fortaleza del sector.    

  La AEC, organización que se creó con el objetivo de dar a conocer y promocionar la consultoría, especialmente el campo tecnológico y de management, así como para servir de lugar de encuentro y debate de las empresas del sector y ser punto de referencia para las organizaciones interesadas en contratar servicios de asesoría externa, reúne a 25 de las más importantes empresas consultoras del país: Accenture, Altran, Atos Origin, Capgemini, Delaware, Deloitte, Ernst &  Young, Everis, Hay Group, IBM, Indra, Informática El Corte Inglés, INSA, IOR, Matchmind, Neoris, Oesía, PWC, Sadiel, Steria, T-Systems, Tea- Cegos, Tecnocom, Unisys y VASS.